El clima en Cipolletti

icon
36° Temp
28% Hum
LMCipolletti taxistas

Los taxistas consiguieron que la tarifa suba un 40%

A partir de este martes, la bajada de bandera diurna costará 504 pesos.

Al final, después de tensiones y desavenencias, el Ejecutivo municipal aceptó el reclamo de los taxistas y la nueva tarifa del sector subirá, a partir de las 0 de hoy, un 40 por ciento. La vía elegida por la comuna para alcanzar el nuevo porcentaje no ha sido a través de la eliminación del cuestionado 28,8 por ciento que se había otorgado la semana pasada, sino por medio de un “aumento adicional”.

De esta manera, serán cuatro los incrementos tarifarios del servicio dispuestos durante el año, ya que el que se pautó ayer se sumará a los otorgados en mayo, septiembre y el correspondiente a noviembre, que fue anunciado el viernes último y que no alcanzó a ser aplicado por la airada reacción en contra de los tacheros, que lo consideraron demasiado bajo en relación a sus necesidades.

Los nuevos valores fueron acordados en una reunión concretada al mediodía de ayer, luego de que se concretaran medidas de fuerza en horas de la mañana. Las protestas consistieron en un corte de las prestaciones y una movilización de los tacheros a bordo de sus vehículos hasta la sede de la comuna en Yrigoyen casi España.

En el encuentro, que se realizó en la sede de la Secretaría de Fiscalización, en calle Brentana, participaron, entre otros, el titular de la cartera, Cristian Blanco, y referentes del sector como Ariel Christensen, Gabriel García, Anita Bidegain y Oscar Larralde.

A pedido de los taxistas, la nueva resolución fue firmada y comunicada ayer mismo. En el texto, se establece que, para la tarifa diurna (de 8 a 22 horas), la bajada de bandera costará 504 pesos, en tanto que la ficha por cada 100 metros recorridos valdrá 60 pesos y un monto similar habrá que pagar por cada 30 segundos de espera.

Por su parte, en el caso de la tarifa nocturna (de 6 a 22), la bajada de bandera tendrá un valor de 602 pesos, mientras que la ficha por cada 100 metros y la espera de 30 segundos costarán ambas 70 pesos.

Entre los considerandos de la disposición, se indica que “un conjunto de respresentantes de los taxistas se ha manifestado públicamente en contra del incremento” que se dio a conocer el viernes, “por considerarlo inferior a los valores que, según sus análisis, correspondería aplicar, realizando diferentes acciones públicas en pos de visibilizar sus reclamos”.

Tras presentar los tacheros sus propios análisis de costos y “atendiendo al espíritu conciliatorio que ha caracterizado a esta gestión municipal”, se pautó la suba definitiva.

Siempre es necesario el diálogo

Para llegar al nuevo cuadro tarifario en el servicio de los taxis, los funcionarios del Ejecutivo municipal y los tacheros tuvieron que conversar y ponerse de acuerdo. De haberse debatido antes en conjunto, tal vez en el servicio no se hubiera convocado a protestas. En la resolución que establece la suba definitiva, se reconoce la situación, ya que se menciona la necesidad de “evitar futuros inconvenientes”, a la vez que se atiende “a los fundamentos expresados por los representantes de los taxis”. Una de las quejas de los taxis era que no habían sido consultados para fijar la tarifa.

Dejá tu comentario