Causó impacto la búsqueda de hogares transitorios

Llovieron consultas y ofrecimientos por el caso de dos hermanitos.

Desde que se dio a conocer públicamente que se busca una familia solidaria para dos hermanitos de la zona, el teléfono de la delegación cipoleña de Promoción Familiar no ha parado de sonar. El llamado caló muy hondo en los corazones de muchos hogares y las ganas de resguardar por un tiempo a estos niños, de cinco meses y dos años, se hicieron sentir rápidamente.

Tan importante ha sido la demanda registrada en estos días, que el caso puntual también abrió la puerta para hacer conocer que hay otros niños que necesitan del resguardo transitorio de una familia solidaria, de modo que hay posibilidades ciertas de resolver distintas situaciones.

“La convocatoria pegó tan fuerte, que nos llegó a desbordar”, reconoció el personal administrativo que trabaja en la oficina de Promoción Familiar.

Es que no pararon de atender llamadas. Calcularon que fueron más de 200, procedentes de distintas localidades del interior y de otras provincias como Buenos Aires, Neuquén y Santa Cruz; y que a muchos de ellos se los invitó a que se acerquen a las delegaciones que tiene el programa en su ciudad de origen.

Pero otro número importante pudo anotarse en el registro de la delegación cipoleña, y ayer se informó que eran aproximadamente 100 las familias solidarias que integraban la lista. “La solidaridad y la calidad humana que hay y el deseo de ayudar al prójimo se manifiestan en lo cotidiano”, reflexionó Angie, una de las empleadas administrativas consultadas.

Se indicó, además, que la mayoría de la gente que consultó sabía claramente que no tenía nada que ver con adoptar a estos niños; y que debido al gran impacto que tuvo la convocatoria, el primero de febrero harán una reunión general para todas las personas que quieran postularse y requieran información sobre el programa. La charla será abierta a todo el público y tendrá lugar en la Biblioteca Popular Bernardino Rivadavia.

“Es importante contar con un listado de familias solidarias para abordar otras situaciones. Hoy son estos niños, pero hay más”, señaló la administrativa consultada.

Mientras tanto, la trabajadora social Luciana Alvez, de la Secretaría de la Niñez, Adolescencia y Familia, avanza con numerosas entrevistas junto a su equipo de trabajo.

En diálogo con LM Cipolletti, advirtió que hay mucha gente interesada y que dentro de la demanda que se presenta tratan de que las familias solidarias residan en la misma localidad que los niños, o bien en las inmediaciones. Aunque, agregó, tampoco esta es una condición indispensable. “Estamos en proceso de selección para varias situaciones. Por suerte, la mayoría de las personas que consultaron saben que no pueden adoptar, que es por un tiempo el resguardo”, concluyó.

A raíz del caso de dos hermanitos, muchas familias se anotaron en la lista para recibir a chicos en situaciones similares.

“Las parejas que quieran adoptar no van a ser consideradas en la lista de posibles familias de tránsito, porque después de un tiempo los chicos vuelven con sus papás biológicos”.Luciana Alvez, trabajadora social de la Secretaría de la Niñez

Niños en contextos de violencia

La determinación de separar a los niños de sus familias se toma en situaciones de vulnerabilidad extrema, para protegerlos de contextos de violencia o abusos.

Los interesados en postularse deben inscribirse en las oficinas ubicadas en la calle 9 de Julio 59 de Cipolletti o llamar al 4778737 de 8 a 14. Pueden ser parejas (casadas o no, también del mismo sexo) o una persona sola, con o sin hijos. Sí tienen que tener entre 25 y 60 años, no contar con antecedentes penales y gozar de un estado de salud óptimo.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario