A la joven quemada de Puente 83 le pusieron custodia policial

Aunque ratificó la declaración que exculpa a su pareja, la familia sospecha.

La joven cipoleña de 20 años que sufrió quemaduras en el 40 por ciento de su cuerpo evoluciona favorablemente, mientras permanece internada en el hospital Pedro Moguillansky. Ayer, el fiscal subrogante, Guillermo Merlo, concurrió de nuevo para entrevistarla, y en diálogo con el funcionario judicial la víctima ratificó su versión del hecho, es decir, se prendió fuego, pero no tuvo la intención de hacerlo, y que todo ocurrió mientras discutía con su pareja.

Sin embargo, su familia, amigos y allegados señalan al novio como responsable. Una amiga de la víctima dijo que la relación de ellos eran sumamente conflictiva y que el día del hecho “el pibe amenazaba con matarla y prenderla fuego, a ella y a su nena de tres años”.

Como no hay denuncia, por ahora no hay causa judicial, más allá de las actuaciones preliminares de la Fiscalía. “La joven no cambió su discurso en lo más mínimo”, indicaron fuentes judiciales.

Mientras la joven se recupera de sus lesiones y está acompañada por su familia, Merlo dispuso que tenga una custodia policial permanente en la puerta de su habitación y solicitó un informe médico de las lesiones que presenta (en el tórax, las piernas, los brazos y la cara).

Del joven que está en la mira de los familiares de la víctima sólo se sabe que se presentó voluntariamente en la Fiscalía para ponerse a disposición de lo que requiera. En el caso también interviene el personal de la Oficina de Atención a la Víctima. “La paciente está estable, se le están haciendo las curaciones correspondientes”, indicó el director del hospital, Carlos Lasry.

El hecho ocurrió en una vivienda de Puente 83. Allí, la joven quedó envuelta en llamas e intentó desesperadamente salvar su vida. Su novio la trasladó al hospital y luego desapareció del lugar.

LEÉ MÁS

Una joven se quemó el 40% del cuerpo en confuso hecho

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario