De acuerdo con fuentes policiales, el lamentable hecho se habría desencadenado pasadas las 4 de ayer, cuando la víctima permanecía en su casa junto a tres pequeños niños y su pareja. En circunstancias que están bajo investigación, hubo una discusión previa con la mujer y luego el hombre decidió dispararse con una pequeña pistola calibre 25.

Te puede interesar...

Lo sucedido no dejó de sorprender a la pareja que, en estado de shock, empezó a gritar y pedir ayuda. Algunos vecinos se despertaron, se acercaron hasta el lugar y decidieron cargar al herido en la caja de una camioneta para llevarlo hasta el hospital. Mientras tanto, la policía provincial tomaba conocimiento del incidente y concurría de inmediato hasta la toma. Se hicieron varias diligencias ordenadas por el fiscal de turno y una de las que dio resultado positivo fue el secuestro del arma de fuego que habría utilizado la víctima.

Más allá de la versión brindada por la mujer, agentes de Criminalística y la Comisaría 45 realizaron una serie de pericias que incluyeron el dermotest para comprobar si tenía restos de pólvora en las manos. Después, la principal testigo de lo ocurrido fue contenida debido a que es madre de niños muy pequeños, de 4 y 6 años y un bebé de 6 meses, además de encontrarse embarazada.

El hombre baleado quedó internado en la sala de terapia intensiva del hospital y su estado anoche era crítico. Desde la Policía se esperaba un nuevo informe para hoy. Respecto de la herida sólo trascendió que tenía un orificio de entrada y uno de salida.

Sobre la víctima, se confirmó que no tenía antecedentes en la Justicia local y que su principal problema era la adicción a distintas drogas ilegales.

Investigación

Descartaron un posible ataque

Armas de fuego y drogas se dan la mano en algunos sectores marginales y en las tomas, muchas familias sufren en silencio las consecuencias de convivir con personas adictas o ligadas a la venta de estupefacientes. De acuerdo con fuentes policiales, el hombre que se baleó atravesaba un cuadro de adicción, con alucinaciones y una importante depresión.

Ayer por la tarde se aguardaban los resultados de informes de Criminalística pero estaba casi descartada la participación de otras personas y todo indicaría que fue un intento de suicidio. Igualmente hubo un importante despliegue policial encabezado por la Comisaría 45 con el fin de requerir testimonios y recolectar pruebas.

En la toma 2 de Febrero no ocurrieron hechos graves en el último tiempo y los mismos vecinos se encargan de cuidar la seguridad en el lugar. Por el contrario, en la vecina 10 de Febrero son más habituales los robos y otros incidentes delicados.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario