El clima en Cipolletti

icon
22° Temp
23% Hum
LMCipolletti Crimen

Se cumplieron 10 años del crimen de los Morales

Estela y su papá Vicente fueron asesinados a golpes en su casa de Juan Pasé Paso al 100. Fue el 24 de septiembre de 2012 y a{un el hecho no ha sido esclarecido.

Se cumplieron 10 años del femicidio de la vecina cipoleña Estela Noemí Morales, quien fue asesinada junto a su padre Vicente en una casa del barrio Del Trabajo. El hecho nunca fue esclarecido a pesar de un ofrecimiento de recompensa para quien brinde datos sobre posibles sospechosos.

El brutal doble crimen ocurrió el 24 de septiembre de 2012 en una propiedad situada en Juan José Paso al 100. Estela tenía 54 años y su papá, 83. Fueron encontrados muertos por familiares y rápidamente se le dio intervención a la Policía. En el lugar trabajaron los integrantes de la Comisaría 32 y luego se sumaron el fiscal Oscar Cid y la jueza Sonia Martín.

Te puede interesar...

Una de las primeras acciones que se concretó en el lugar fue el seguimiento de rastros con perros, aunque no aportó ningún elemento concreto. También se apeló a los vecinos para que ofrezcan información sobre posibles personas sospechosas.

El tiempo empezó a transcurrir, la investigación se empantanó y los encargados de las pesquisas no brindaron más respuestas sobre la marcha de la investigación.

Un poco recuperada de la conmoción por lo sucedido con su madre, la hija de Estela decidió convertirse en querellante y, de esa forma, sumar algún aporte al trabajo de los funcionarios judiciales. En ese marco, desde el Ministerio de Seguridad de la provincia se decidió ofrecer una recompensa de 100 mil pesos para que las personas aporten datos certeros sobre los presuntos asesinos. Tampoco sirvió y el tiempo siguió dilatándose.

En la actualidad, el viejo expediente número 11229/2012, caratulado “Comisaría 32 investigación doble s/homicidio” no varió en absoluto, y familiares y amigos de Estela y Vicente continúan esperando que se haga justicia.

Uno de los interrogantes principales fue el motivo del brutal asesinato, porque los investigadores se encargaron de descartar un posible robo. En la escena de los hechos no solo se encontró dinero en efectivo sino también otros objetos de valor.

Allanamientos y secuestros, pero ningún resultado

Como ocurre con otros hechos graves, desde la querella se pidieron informes sobre el trabajo desarrollado por la Brigada de Investigaciones de Cipolletti.

También se buscó avanzar con exámenes de ADN tras el hallazgo de manchas de sangre en algunos objetos, como un palo de piso ,y que tenían el fin de cotejar si pertenecían a las víctimas u otra persona.

En el inicio de la investigación, se llevaron a cabo varias medidas, pero sin resultados. Fue allanada una vivienda situada sobre calle Alberti al 100 y se secuestró un vehículo.

Entre los sospechosos que se individualizaron, se mencionó a un albañil que estuvo trabajando en la casa de los Morales, aunque ninguna prueba recolectada lo incriminó.

Los peritos determinaron que Estela y Vicente Antonio Morales fueron asesinados entre las 19 y las 22 del 24 de septiembre de 2012, y que primero habrían golpeado mortalmente al hombre y luego a su hija. Los cuerpos fueron encontrados en diferentes sitios de la casa.

En cuanto al posible elemento que utilizaron para golpearlos, se especula que fue un hierro o una barreta que había dejado un albañil tras realizar una serie de arreglos.

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario