Se cayó el sistema del Municipio y acusan a un empleado de haberlo hackeado

El ex trabajador municipal asegura que ensuciaron su nombre y denunció que se quedaron con todas sus pertenencias; entre ellas, las fotos de su familia.

Un empleado municipal denunció a las autoridades responsables de la Dirección de Modernización por haberlo acusado de “sabotear los servidores internos de la Municipalidad de Cipolletti” provocando la caída de la red e imposibilitando la realización de trámites.

El hombre, Fernando Romero (41), aseguró que “ensuciaron” su nombre a raíz de una circular que prohíbe su ingreso a “cualquier establecimiento y oficinas municipales”, así como también a cualquier tipo de equipo.

Te puede interesar...

En diálogo con LM Cipolletti, el hombre dijo fue “intimidado” a entregar las claves de los servidores porque, de lo contrario, le iniciarían actuaciones legales. Minutos después se dirigió a su escritorio, brindó todos los accesos requeridos y antes de retirarse escoltado por personal de Seguridad, los nuevos empleados a cargo del área modificaron todas las claves en su presencia y le advirtieron que ya no podía ingresar más al “Server5”.

"Se quedaron con todas mis pertenencias; me preocupa que tengan las fotos de mi familia, me parece una actitud enferma", aseguró Fernando.

“Las claves se las había entregado en un sobre cerrado al intendente, Aníbal Tortoriello, porque no confiaba en el director de mi área, pero se las tuve que dar a ellos de todas formas. También me exigieron que entregara la notebook que utilizaba en el trabajo y en la que se encontraban los certificados para conectarse a la VPN de la Municipalidad y me retiré. Al día siguiente me fui a la Comisaría 24 y dejé constancia de que me desligaba de toda la información y ya no era responsable”, detalló.

"El conflicto comenzó cuando hicimos una denuncia por maltrato hacia los compañeros", remarcó.

Ese día, Fernando fue a trabajar “para que no alegaran que había hecho abandono del puesto laboral”. Ahí se dio cuenta de que sus pertenencias no estaban en su escritorio y que ya habían retirado su computadora. Entre algunos de los objetos de valor se encontraban fotos de su familia, una memoria de 8 GB, dos discos rígidos de 500 GB y una placa de video personal que -denuncia- no le devolvieron.

“Yo sabía que desde el momento en el que entregara las claves iba a comenzar a fallar todo y me iban a responsabilizar. La empresa tercerizada que está ahora metió mano y no sé qué habrán hecho”, dijo Fernando Romero, sospechoso de ser el hacker.

“El viernes me dicen que me acercara a Recursos Humanos para firmar el duplicado de la carta documento en la que se me informaba que prescindían de mis servicios. Les pedí que la mandaran a mi domicilio y me fui al Departamento de Patrimonio para que ubicaran mis pertenencias y las devolvieran. Las cosas no aparecieron y ese día sacaron una circular con mi foto en la que alertaban que tenía prohibido el ingreso. Me trataron como un delincuente”, aseguró.

Pocos días después de este hecho, el sistema de la Municipalidad dejó de funcionar, lo que obligó a la suspensión de trámites administrativos de todo tipo. A raíz de comentarios de sus compañeros, Romero se enteró de que lo estaban acusando de haber “tirado abajo la red del Municipio” y que iban a analizar su notebook y PC de escritorio para “ver qué encontraban”.

Clima tenso en Modernización

30 de enero

Personal del área intimó a Romero a que entregara las claves del servidor y le exigió que entregara su notebook.

31 de enero

Romero realizó la exposición en la Comisaría 24, donde dejó asentado que se desligó de toda la información de la Muni. Fue a trabajar, pero no estaban sus cosas.

1º de febrero

Le comunicaron que iba a ser despedido y le prohibieron el acceso. Falló el sistema informático.

4 de febrero

Romero recibió la carta documento en la que se lo notificaba de manera formal de que había sido despedido.

Daniel Iuzzolino

"Fue desvinculado por no prestar colaboración

El director general de Modernización, Daniel Gregorio Iuzzolino, confirmó que fueron víctimas de un ataque cibernético, pero que aclaró que no acusaron a Fernando Romero de haber sido el responsable, sino que “sólo fue desvinculado por no prestar colaboración al 100% dentro de lo que es el área de servidores”. Reconoció haber restringido su acceso a las oficinas municipales “por seguridad”.

“Lo que pedimos fue que se controle el acceso al personal autorizado. Si bien es un edificio público, esto no quiere decir que cualquiera puede entrar libremente. Él cree que lo estamos acusando, pero en realidad se trata de tomar recaudos. Si la carta documento no llegó a su domicilio es un tema legal que me excede. Yo di la orden de que no perteneciera más al equipo y que no pudiera acceder al data center”, remarcó el funcionario.

Respecto del hackeo, Iuzzolino comentó que “no suelen ser blanco de ataques cibernéticos externos” pero que en la última semana la red interna estuvo inestable. “Estamos investigando de dónde vinieron y haremos la denuncia penal correspondiente. Sí puedo decir que se identificaron direcciones IP, pero aún no podemos saber a quién pertenecen”, agregó.

Para la abogada del empleado, se trata de una persecución

Gisela Moreira, abogada de Fernando Romero, comentó que a su cliente “lo difamaron” a través de un memorándum con su fotografía en el que “se le prohibía el acceso a cualquier establecimiento y oficinas municipales”, así como también a cualquier tipo de equipo, “dejando entrever que hizo algo en contra de la normativa del Municipio de Cipolletti”.

“Dejamos por escrito que requeríamos que fueran entregadas todas sus pertenencias y en el área de Informática nos dijeron que estaban peritando la computadora, sin ningún tipo de control. No sabemos si le están metiendo algo, además de que es un proceso en el cual tiene que estar presente el involucrado. Es una persecución y una acusación muy grave y Fernando se quedó con el estigma de haber tenido que salir del edificio acompañado de los guardias”, expresó la profesional.

LEÉ MÁS

El próximo miércoles, Chumbita volverá a pedir la libertad condicional

Vecinos del barrio Labraña protestan frente al Municipio por la regularización

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario