El clima en Cipolletti

icon
26° Temp
12% Hum
LMCipolletti

La terminal se prepara para el recambio turístico

El edificio de la calle Pacheco recibe cerca de 200 micros por día. Algunas empresas sumaron refuerzos.

El destino más elegido por los cipoleños y vecinos de las ciudades aledañas es el balneario rionegrino de Las Grutas.
 
La terminal de ómnibus de la ciudad se prepara para el recambio turístico de la segunda quincena de enero, mientras se muestra en plena actividad. El lugar más elegido por los cipoleños para veranear son las costas balnearias de Las Grutas. Algunas empresas debieron sumar refuerzos para satisfacer la demanda.
Empleados del lugar expresaron que prácticamente habían completado el cupo en sus servicios y que en los horarios de mayor afluencia de público tuvieron que sumar más unidades. Sin embargo, hay algunas empresas que manifestaron que las ventas de boletos han sido “moderadas”.
El volumen de arribo y salida de ómnibus es incesante. Cerca de 200 micros visitan la terminal cipoleña por día. Es que no sólo los vecinos de esta ciudad son los que eligen como punto de partida el edificio de la calle Pacheco para sus viajes. Neuquinos, orenses y allenses son parte del caudal turístico.
 
Refuerzos
“Está prácticamente todo lleno, la mayoría eligen Las Grutas”, expresó uno de los empleados de Vía Bariloche, quien explicó que debieron poner colectivos que refuercen los horarios pico. Además contó que los precios no habían variado con respecto al mes anterior.
Andesmar, Flecha Bus y Ko-Ko fueron otras de las empresas que debieron sumar micros a sus servicios por la exigente demanda, sobre todo para el destino grutense.
 
Cambio de quincena
El paisaje que muestra la terminal cipoleña está lleno de historias, que comienzan o que terminan. Los arribos y las despedidas se mezclan dentro del mismo ritmo de recambio vacacional.
Los bolsos y valijas son la constantes en los pasillos del edificio. Algunos turistas prefieren preservarse de las altas temperaturas resguardándose en el aire acondicionado del interior, otros más ansiosos esperan por su ómnibus afuera.
Mientras tanto, conversan, se ríen, bostezan, esperan, se quejan, preguntan, duermen, toman mate, helado, manipulan sus celulares, oyen música; pero siempre alertas y a la expectativa del arribo de la llegada del micro.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario