La CTA denunció que el veto al cupo trans es un acto de discriminación

La organización gremial cuestionó la aplicación del requisito de los dos años de residencia que no se exigieron para nombrar funcionarios políticos.

Desde la CTA Autónoma de Cipolletti criticaron la decisión del intendente, Aníbal Tortoriello, de reducir el cupo laboral para personas trans. Dijeron que se trató de un acto de “discriminación”.

“No podemos quedarnos en silencio frente al nuevo acto discriminatorio del intendente Tortoriello. Esta vez le tocó al cupo trans, recientemente aprobado por unanimidad en el Concejo Deliberante”, manifestó la titular de la seccional, Cristina Rodríguez Biain.

La dirigente de la central obrera manifestó que el poder de veto no debe utilizarse sin un fundamento legal, técnico o de conveniencia hacia el Estado. “No vimos esta intención cuando para nombrar funcionarios de otra ciudad y provincia, estando prohibido por Carta Orgánica. Se echó mano al ardid de utilizarla cuando es conveniente”, cuestionó.

El cuestionado requisito de los dos años de residencia está contemplado para todos los ingresos a la comuna, pero no siempre se cumple. Y la CTA lo hizo notar. “¿Por qué para nombrar a Guillermo Fernández en la Secretaría de Servicios Públicos, siendo de la provincia de Neuquén, en contraposición del artículo 98 de la Carta Orgánica, no se exigió la residencia de los dos años como se pretende ahora en el veto a la ordenanza votada por unanimidad en el concejo deliberante?”, finalizó Rodríguez Biain.

--> Los planteos de Tortoriello

Menos puestos. Tortoriello pidió bajar del 4 al 1 por ciento el cupo laboral garantizado a personas trans dentro del Municipio. Aseguró que la modificación no afecta el espíritu de la ordenanza.

Sin ascensos automáticos. También vetó el artículo que otorgaba movilidad obligatoria cada cinco años. La opositora Villarroel Sánchez se quejó por la demora en las objeciones.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario