Ambos nombres, importantes para la estructura que pretende armar Germán Alecha, continúan en la previa a Rivadavia muy condicionados.

Coco Giménez regresó de Puerto Madryn dolorido en una s pierna. El cuádriceps derecho es la cuestión, aunque por pedido del jugador arriesgará al máximo para no quedarse afuera.

En la cabeza del técnico, su nombre sería el compañero de Eduardo Vilce sobre el círculo central, quien no fue informado y está habilitado para el último partido por la reválida.

Weiner ha jugado la mayor cantidad de veces con dolores en el tobillo. Sin embargo, ahora lo que lo aqueja al santafesino es la rodilla.

Su caso es un poco más complejo, aunque también ya les expresó a los médicos y al cuerpo técnico que está dispuesto a arriesgar lo que sea necesario para intentar estar dentro del campo de juego en un partido tan importante para la institución.

El delantero ni siquiera viajó a Chubut en el último compromiso oficial por las dolencias en los meniscos de la rodilla.

Aunque falta todavía una semana para el compromiso que definirá a la temporada, ninguna de las evoluciones son un dato más para la idea de Alecha.

En La Visera

Considerando que el futuro se resolverá en La Visera, Cipo no saldrá de su estadio en toda la semana.

Ayer a las 9:30, los jugadores regresaron al trabajo tras el domingo libre y continuarán con la rutina hasta el sábado inclusive.

La trascendencia del partido provocaría una erogación extra para montar la concentración de los convocados por el cuerpo técnico.

Después de haberse completado la penúltima jornada, lo único seguro es que al término del juego en La Visera no habrá partido desempate.

Con el empate o la victoria, Cipo zafa del descenso; con la derrota del Albinegro, el que permanecerá en el Federal A será Rivadavia de Lincoln.

El canje de entradas populares para los socios comenzará el viernes y se espera un marco importante de espectadores.

A Rivadavia ya lo mandó al Federal B

Cipolletti ya fue verdugo de Rivadavia en una temporada. Fue en la 2013/2014, cuando se enfrentaron en Lincoln.

Alejandro Ortiz, delantero de Ingeniero Huergo que emigró a Deportivo Roca, marcó el gol en tiempo adicionado al reglamentario y con el 1 a 0, el conjunto bonaerense quedó condenado a jugar la temporada siguiente en el Federal B.

El dato estadístico negativo para Cipo es que también un 25 de marzo, justo la fecha en que toca el duelo del fin semana, era derrotado en Salta por Juventud Antoniana en el 2001, una caída que significó el descenso del Nacional B.

Desde entonces, lucha en el Federal A para tratar de volver con suerte diferente en las distintas campañas, como en la actual, en la que construyó un gran presupuesto pero no rindió.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario