El clima en Cipolletti

icon
Temp
51% Hum
LMCipolletti carne

El asado no para de subir y el consumo de carne cae en picada

Esta semana el kilo de asado subió en promedio más de 50 pesos en algunos locales. En abril el consumo de carne vacuna en Argentina fue el más bajo en 100 años.

Comprar carne es un lujo en este tiempo de crisis económica, atravesada por la pandemia del coronavirus. El gobierno nacional asegura solucionar el problema restringiendo las exportaciones para bajar el precio, pero según expresaron carniceros de Roca, esto no tiene el efecto esperado y los valores siguen escalando.

Esta semana el kilo de asado subió en promedio más de 50 pesos en algunos locales de la ciudad.

Te puede interesar...

El kilo de media res que se compraba a $450, ahora “lo estamos pagando entre $480 y $500 dependiendo del proveedor”, explicó un carnicero, de calle Rosario de Santa Fe, ante la consulta.

“Al aumentar la media res tengo que subir todos los cortes entre $30 y $50. El asado lo vendía hace una semana a $890 y pasó a $930 y $950 dependiendo de la calidad”, comentó.

El vacío está al mismo precio que el asado. Para aquellos que quieren darse un gusto y no gastar tanto la falda es una buena opción, recomiendan. El kilo también incrementó, hace una semana se vendía a $690 y ahora se ofrece a $730.

En abril el consumo de carne vacuna en Argentina fue el más bajo en 100 años, advirtieron desde la Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes y derivados de la República Argentina (Ciccra).

El consumo por habitante y por año de carne vacuna descendió al nivel más bajo de la historia, según un informe reciente elaborado por la Fundación Mediterránea. Los argentinos, que tienen al producto como su favorito desde siempre, en los primeros cinco meses de 2021 apenas alcanzaron los 45,3 kilos en promedio, se indicó.

Asado

El pollo es el caballito de batalla, el precio se mantiene y muchos lo eligen porque es más económico.

“Esto está mal hace rato, y el gobierno nacional no le encuentra una salida”, expresó una vecina, mientras esperaba su turno en un supermercado de Roca.

En las góndolas de los súper, el panorama varía. Los precios oscilan y, en general, los consumidores esperan las ofertas de los ‘finde’.

“Todas las semanas estamos subiendo entre $10 y $20 pesos, tratamos de ofrecer ofertas, pero es difícil. Compramos a proveedores que venden carne sin hueso al vacío de La Pampa”, expresó Sebastián que tiene su comercio en barrio Noroeste de Roca.

Eliana es una vecina de la ciudad que también tuvo que limitar su consumo de carne por los precios que suben todos los meses. “Consumo un poco, cuando tenemos un cumpleaños porque no se puede. Lo más barato es el pollo y eso comemos. Esperemos que se arregle esto”, dijo.

El último asado que disfrutó fue para su cumpleaños 60. En el caso de Eliana tiene un hijo que trabaja en un frigorífico y a través de él puede acceder a cortes populares para el puchero.

Alberto, otro vecino, contó que es insostenible comprar todas las semanas un poco de carne. Cuando queremos comer carne nos juntamos entre dos o tres para dividir los gastos.

En este contexto de crisis muchas carnicerías han tenido que reinventarse y ofrecer otros productos. Muchos optaron por vender desde fiambres hasta bebidas, además de otros artículos de despensa.

“Si no le buscás la vuelta tenés que cerrar. La gente durante la cuarentena dejó de comprar mucha carne”, aseguró.

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

21.428571428571% Me interesa
7.1428571428571% Me gusta
7.1428571428571% Me da igual
0% Me aburre
64.285714285714% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario