El clima en Cipolletti

icon
18° Temp
23% Hum
LMCipolletti

Contra la “impunidad crónica”

Familiares de las víctimas del Triple Crimen y otros crímenes recordaron a las jóvenes asesinadas en 1997.

Ulises González, padre de dos de las víctimas, pidió la realización de profundos cambios en el sistema judicial rionegrino.

«Creo que todo se ha dicho. Hace un año leí una carta para las chicas y si hoy tuviese que hacerlo de nuevo no podría darles nuevas noticias. No podría decirles que la Justicia está cambiando», expresó ayer Ulises González. Sin embargo, y a pesar de la desesperanza que generan 12 años buscando respuestas que no llegan, tanto él como otros familiares de las víctimas del Triple Crimen y los Familiares del Dolor, volvieron a manifestarse para recordar a María Emilia y Paula González y de Verónica Villar y exigir justicia. Para luchar contra lo que parece ser «impunidad crónica», como la definió González.
En uno de los actos realizados para conmemorar el 12° aniversario del brutal asesinato que conmovió a la ciudad, la familia González puso en números la respuesta judicial a los crímenes violentos en Cipolletti, Fernández Oro y Allen. «Sobre 26 casos (desde 1993), sólo seis tienen condena firme», enunciaron. Por eso, las familias se acompañan en la lucha y, sobre todo, en el dolor. Para que la desilusión ante el lento o nulo avance de las investigaciones no lleve a bajar los brazos. Junto a los familiares de las jóvenes estuvieron ayer familiares de David Oliva, Martín López, Janet Opazo, Eduardo Mello, Walter Montelpare y Otoño Uriarte, entre muchos otros.
En el acto central, frente a la gigantografía que recuerda a las jóvenes en la plaza de la Justicia, González pidió «un profundo cambio» en la Justicia. Deben «dejar de demorar tanto las causas, de postergar fechas de juicio por cualquier motivo, de no permitir a las familias ser querellantes cuando hay un menor involucrado», expresó. Y clamó: «Basta de beneficios para estas bestias. Claudio Kielmasz (único condenado por la causa) está por obtener la libertad sin cumplir 12 años de prisión. Las penas deben ser cumplidas en su totalidad tras los muros», manifestó, en un acto por demás emotivo.
Antes del acto en la plaza céntrica se realizó una misa en la Parroquia La Sagrada Familia, en memoria de las víctimas del Triple Crimen, «pero también de las de otros hechos ocurridos en Cipolletti y como forma de acompañar a sus familiares», tal como habían adelantado los organizadores.

Dejá tu comentario