Un paseo de pesadilla: en la misma tarde les robaron en Neuquén y le desvalijaron su casa

Los ladrones atacaron dos veces en una tarde a una familia cipoleña.

Sagaces delincuentes les robaron las llaves de su casa, descubrieron dónde vivían, luego ingresaron y se apropiaron de varios elementos de valor, incluido el auto Volkswagen Suran que se encontraba estacionado en el interior del domicilio. Rápidos de reflejos, fueron de Neuquén a Cipolletti para dar el golpe mayor y desvalijar el domicilio.

Todo esto le pasó a una familia cipoleña del barrio San Pablo, mientras pasaban la tarde del domingo en la costanera de la ciudad de Neuquén

Te puede interesar...

Hasta allí se movilizó un matrimonio, junto a sus hijos y nietos, en un furgón Renault Master –transporte escolar- que dejaron estacionado en las inmediaciones del lugar. Los delincuentes violentaron el vehículo, del interior sustrajeron las llaves, un par de celulares y la documentación personal que consignaba la dirección de su casa.

“Entraron por una puerta de la camioneta, se llevaron lo que pudieron, hasta los remedios de mi hija que está embarazada, plata, revolvieron todo. Cuando nos dimos cuenta, también nos faltaban las llaves de nuestra casa, que habían quedado colgadas en la palanca de cambio”, relató Rosana, una de las damnificadas, a radio LU19.

En el interior del rodado también había documentación personal que acreditaba dónde vivían. Así fue como los delincuentes fueron hasta la casa para robarla y huir con el botín. Las víctimas intentaron llegar rápidamente y dieron aviso a la Policía, pero al llegar no encontraron nada. El hecho ya había sido perpetrado.

Los damnificados encontraron el portón de su casa abierto, sin candado; no estaba el auto Suran, patente MZP 320, modelo 2013, color blanco, que tenían estacionado en la vivienda, y toda la casa se encontraba revuelta.

Les sobró tiempo

“La sorpresa más grande fue ver cómo sacaron la Suran. Primero tuvieron que correr el auto de mi hija para atrás, un Renault 12, que había quedado con el volante trabado en el jardín para que no se pudiese abrir el portón. Rompieron el trabavolante, de paso hicieron bolsa la dirección del auto y después lo volvieron a guardar. Cargaron todo en la Suran y se fueron. Lo increíble y osado de esto fue sacar el auto y volver a meterlo. Cuando llegamos por supuesto que no había nada”, relató la víctima.

Del interior de la vivienda sustrajeron dinero, televisores y otros elementos de valor. “Se llevaron casi todo”, expresó la mujer.

Cerca de las 19, personal policial de la Comisaría Cuarta del barrio San Pablo acudió al domicilio, ubicado en Irigoyen al 1300, y constató el hecho.

El jefe de la unidad, Osvaldo Huanque, informó a LM Cipolletti que todavía no pudieron individualizar a los autores, pero están revisando las cámaras de seguridad existentes en la zona, con el fin de obtener datos que orienten la búsqueda de los ladrones, el vehículo y los electrodomésticos y otros elementos de valor robados.

Con la misma finalidad, personal del Gabinete de Criminalística levantó rastros de otro vehículo que se encontraba en la propiedad. Los delincuentes no se lo llevaron, pero tuvieron que manipularlo para correrlo de la escena y huir a bordo del Suran.

Personal de la Comisaría Cuarta está a cargo de la investigación.

Un golpe al azar que desnudó la impunidad delictiva

Entre los elementos que robaron había documentos con la dirección de la casa. Sin temor a ser descubiertos, los ladrones no dudaron y viajaron desde el balneario neuquino hasta la vivienda e ingresaron como si fueran los dueños.

La familia fue a pasar la tarde a la costanera de Neuquén. En el estacionamiento, les abrieron una camioneta de transporte escolar. Sacaron dinero, elementos personales y la llave de su casa del barrio San Pablo.

Dentro de la propiedad tomaron elementos de valor y los cargaron en un VW Suran. Sin embargo, para robar el auto había que correr un Renault 12 que bloqueaba la salida. Lo sacaron y lo volvieron a guardar para no levantar sospechas.

LEÉ MÁS

Inspeccionaron una camioneta en el barrio El Manzanar y descubrieron que era robada

Continúa el juicio por el homicidio de Eduardo Honores

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario