El clima en Cipolletti

icon
15° Temp
16% Hum
LMCipolletti

Sorprendió a los ladrones y evitó robo

Un joven ingresó a su casa del barrio San Pablo y se encontró con dos delincuentes, quienes tenían reducida a su mamá. Avanzó hacia ellos y, tras un forcejeo, logró que huyeran de la zona.

La pareja de malvivientes engañó a la mujer para entrar a la vivienda. Se movilizaban en un auto y actuaron con un cómplice que quedó de campana en el vehículo.  
 
Un joven sorprendió a tres ladrones que se aprestaban a robar su casa del barrio San Pablo, con su mamá como rehén. El hombre llegó a su hogar en el preciso momento en el que se producía el asalto y avanzó hacia los delincuentes, que escaparon tras un forcejeo. “Cuando entré la vi a mi mamá amordazada, la tenían sujeta por detrás y no entendía nada”, aseguró.
Minutos después de las 10, una pareja descendió de un Renault Megane frente a la vivienda ubicada en San Martín, entre Mendoza y Kennedy.  Tocaron el timbre “y la mujer le dijo a la dueña de casa que era una abogada; cuando les abrió, empujaron la puerta y entraron”, explicó el comisario Gustavo Paillalef.
El hijo de la víctima, quien prefirió no ser identificado, llegó al lugar apenas instantes más tarde conduciendo un Fiat Duna. “Estacioné adelante del Renault, que estaba bloqueando la entrada de garage de mi casa. Yo ingresé por la puerta lateral y en ese momento el hombre tocó bocina. Sospeché y corrí a la cocina, donde estaban llevando a mi mamá a otra habitación. Al principio no entendía nada, y el ladrón también dudó, mi mamá se soltó y él quiso salir corriendo”, relató.
Casi por instinto, el hombre intentó bloquearle el paso. “Nos trenzamos en un forcejeo, nos golpeamos y caímos al piso. La ladrona debe haber salido cuando tocaron bocina, pero volvió a ayudarlo y se pudieron escapar”, afirmó.
 
La huida
Testigos afirmaron haber visto un Renault Megane de color gris en el lugar, pero en principio sólo pudieron informar a la Policía los números de la patente: 258. Y no se habría determinado qué rumbo tomaron por la avenida Kennedy.
Los ladrones actuaron a cara descubierta, pero por la velocidad con la que se desencadenaron los hechos no habrían sido identificados.
Los dueños de la vivienda sólo afirmaron que “eran gente grande”. La Policía precisó que ninguna de las víctimas resultó herida durante la tentativa de robo.
En la ciudad ya se habían registrado hechos similares hace algún tiempo, pero en principio no se vinculó este frustrado asalto a esos episodios. En el lugar se realizaron diversas pericias para intentar determinar la identidad de los delincuentes.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario