Otoño: se dilatan cada vez más los peritajes

Tras la vuelta de la causa penal a Cipolletti, no hubo avances concretos en la investigación.

Se cumplió más de un año de un esperanzador fallo del Superior Tribunal de Justicia (STJ) en relación con la causa de la adolescente Otoño Uriarte pero fue sólo eso, una sensación de que el hecho criminal ocurrido el 23 de octubre de 2006 podría acercarse a un posible esclarecimiento. Lejos del optimismo, las partes involucradas siguen esperando avanzar y, al menos, reforzar el cuadro probatorio para acusar a un grupo de seis sospechosos. De igual modo, fuentes judiciales no descartan que el 2018 transcurra sin mayores novedades.

El máximo tribunal provincial se vio obligado a intervenir en varias oportunidades debido a la sucesión de recursos interpuestos por los acusadores y los defensores. Uno de sus primeros pronunciamientos tuvo relación con el sobreseimiento del conjunto de los imputados, que dejaba a la investigación por la desaparición y crimen de Uriarte en un escenario desolador. Después, también tuvo que responder una presentación de la Defensoría general, que pretendía llegar a la Corte Suprema mediante un recurso extraordinario debido a la presunta afectación del debido proceso y la defensa en juicio.

Y antes de todo esto, el STJ se había comprometido con el padre de la víctima, Roberto Uriarte, a facilitar todos los medios a su alcance para que la investigación derive en algún resultado concreto.

En este marco, desde el 8 de febrero de 2017, la causa se encuentra empantanada a pesar de que los jueces rionegrinos consideraron que no correspondía el sobreseimiento de los seis hombres apuntados como autores o cómplices en la desaparición y asesinato de Otoño.

Desde el Ministerio Público Fiscal se consiguió una prórroga para continuar con las pesquisas y los acusadores se aferraron a la aparición de probables testigos que refuercen las únicas pruebas existentes en la causa. Pero a las buenas intenciones se opone un enemigo implacable: el tiempo. A casi 11 años del hallazgo del cadáver de Otoño, no hay personas acusadas y una audiencia de formulación de cargos parece muy lejana.

En unos meses se cumplirán 12 años de la desaparición y asesinato de la adolescente en Fernández Oro. A pesar de los pedidos de Justicia, no hay nadie preso.

Posibles nuevos testigos y ADN

Además del aporte de algún nuevo testigo, los acusadores apuestan a pericias de ADN que podrían vincular a los sospechosos con la desaparición y el asesinato de Otoño Uriarte. Uno de los últimos inconvenientes tuvo relación con la citación de los seis hombres que estuvieron procesados y la imposibilidad de ubicarlos en algunos casos.

Mientras que la Justicia no brinda respuestas valederas, la comunidad de la región se moviliza cada año para reclamar el encarcelamiento de los responsables del homicidio de la adolescente orense.

LEÉ MÁS

Buscan testigos para que la causa Otoño no se caiga

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario