Los chacareros aseguran que los están humillando

El productor Eduardo Artero no se banca más planes y críticas de políticos.

“¡Nos están humillando!”, enfatizó con bronca evidente el referente de los regantes productores cipoleños Eduardo Artero, al referirse a las políticas con diversa responsabilidad en el Estado que siguen sin dar una respuesta concreta a los reclamos de los chacareros de Cipolletti y la región. Artero manifestó que él no piensa callarse y denunciará las medidas que no tienen sentido real para la producción y a los funcionarios que “dicen ser eficientes porque ganan miles y miles de pesos y porque son eficientes en decir pavadas y hablar todo el tiempo sin fundamento”.

A juicio del dirigente, el Libro Blanco de la fruticultura no responde a las necesidades y urgencias de los productores, que conforman el sector más profundamente en crisis de la actividad y al que no se le puede seguir pidiendo que baje más los costos, cuando está cobrando la mitad de lo que debería para sólo cubrir los gastos.

Te puede interesar...

Consideró que, de no darse el valor que corresponde a la fruta, continuará la acelerada reducción en el número de productores en actividad. Manifestó que en Cipolletti la cantidad de chacareros que continúan trabajando sus tierras son cada vez menos, al punto que auguró un no lejano fin total de las labores frutícolas en la ciudad. Afirmó que él mismo y otros que como él se esmeran en su tareas no tardarán mucho en abandonar el rubro, ante la imposibilidad de sustentarlo.

Por eso, en sus oídos los planteos de funcionarios y políticos de todo nivel para que se aumente la eficiencia, se bajen costos y se mejoren los resultados generales ya suenan a “agresiones” que no está dispuestos a tolerar más. Son “humillaciones” para un sector económico que sigue marchando a la debacle y que pronto dejará de dar un sustento mínimo al Valle.

Frente a este panorama y sin respuesta oficial aún, Artero sigue pidiendo públicamente hablar con el presidente de la nación, Mauricio Macri, para darle una visión cierta de lo que acontece y alertarlo de la destrucción de esta economía regional.

“¡No voy a aguantar más humillaciones! Nos piden más eficiencia y bajar costos. Pero ¿qué están diciendo? Yo no me pienso callar y denunciaré todo lo que están haciendo mal”.Eduardo Artero. Referente de los productores y regantes de Cipolletti

No quedan más de 50 chacareros

Según las estimaciones de Eduardo Artero, en la actualidad no quedan más de 50 productores “en pie”, es decir, trabajando contra viento y marea para lograr producir y seguir en la actividad frutícola. Unos 70 más están al borde del desastre o ya han tirado la toalla, por lo menos, por esta temporada. Con este panorama, los chacareros como tales están al borde de la extinción en la ciudad. Subsistirán algunas empresas, pero toda una forma de vida puede desaparecer en poco tiempo más.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario