Investigación interna por malversación en la Municipalidad

Le abrieron un sumario a un funcionario acusado en la Justicia.

La Junta Disciplinaria del Municipio resolvió por unanimidad iniciar una investigación interna para determinar si un jefe de área –en Obras Públicas- cometió un delito contra la administración pública, como se denunció.

Hace un tiempo, un ex trabajador municipal denunció a quien era su jefe por utilizar recursos de la comuna para beneficio propio. La denuncia fue penal y hay un fiscal, Matías Stiep, que lleva adelante una investigación para determinar si hubo delito, inicialmente tipificado como peculado (malversación de caudales públicos).

Te puede interesar...

En diálogo con LM Cipolletti, el presidente de la Junta Disciplinaria, Pablo Barón, confirmó que “hay un expediente interno abierto” que investiga esta situación. Precisó que la junta se reunió y resolvió iniciar un sumario administrativo que ponga la lupa sobre el desempeño del denunciado, en virtud de recibir un oficio de la Justicia Penal. “A partir de ahí, del oficio, entendimos que podía ser relevante investigarlo, más allá de las medidas que se lleven a cabo en el fuero penal”, acotó Barón.

No fue solo su decisión, sino la de todos los miembros que integran la junta (tres representantes del Ejecutivo, uno del Concejo Deliberante y uno del Frente Sindical).

Fuentes de la fiscalía informaron que se intenta dar con el presunto intermediario para hacer los trabajos. Esto, porque el denunciante le reprochó a quien era su jefe que utilice recursos de la comuna para hacer instalaciones de agua y gas en casas particulares.

Desde la fiscalía tratan de ubicarlo para tomarle una declaración testimonial, mientras la investigación sigue avanzando con otras medidas. En principio, dos testigos aportados por el denunciante mencionaron haber contratado servicios del jefe de área acusado para la realización de obras en viviendas en construcción, en lo que tiene que ver con instalaciones a la red de gas.

Se indicó que los relatos son coincidentes entre sí y fortalecen la denuncia, sin embargo, todavía no se reunieron elementos objetivos, como pruebas documentales que corroboren los testimonios.

De esta manera, es necesario avanzar más para reunir evidencias y saber si las personas que realizaron las obras eran efectivamente empleados municipales; si fueron envidados por el denunciado a realizar esos trabajos y si recibió algún pago por esos servicios; o si, por el contrario, eran otras personas las que fueron empleadas por el imputado y si eran obras que el Municipio había encargado hacer.

Mientras avanza la investigación, el jefe en cuestión, que es un empleado de planta con personal a cargo, sigue en funciones, indicaron desde Recursos Humanos.

La situación del acusado

Sigue trabajando

La denuncia en la Justicia se radicó hace meses. La primera reacción del Ejecutivo fue “esperar” el avance de la causa. Ante un pedido de informes, se abrió el sumario interno, pero el director seguirá en funciones.

Testimonios en su contra

La fiscalía confirmó que ya se tomaron varias declaraciones y que al menos dos testigos incriminaron al acusado. Sus testimonios, tomados en forma separada, son coincidentes y ratifican lo expuesto en la denuncia.

Una camioneta bajo la lupa

La fiscalía intenta corroborar también si se utilizaron elementos de la comuna para realizar la obra (puntualmente, una camioneta). En este sentido, hay un pedido de informes al Municipio, aún no respondido, respecto de las salidas que realizó el vehículo. Se aclaró que, más allá de su trabajo en el Municipio, el investigado podía ser contratista y tener empleados a su cargo, de forma privada. Lo que no debería hacer, utilizar recursos de la comuna.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario