El clima en Cipolletti

icon
Temp
63% Hum
LMCipolletti

El IPPV dispone ahora de herramientas más eficaces para el cobro de deudas

Por ley, cuenta también con pautas sólidas para la amortización de viviendas.

Las autoridades del IPPV disponen, a partir del viernes pasado, de nuevas herramientas para mejorar el cobro de las cuotas a los beneficiarios de viviendas, en particular a los morosos, y también de perspectivas más favorables para el trabajo y desarrollo del organismo, a partir de la disolución de la empresa Viviendas Rionegrinas, cuyo patrimonio, funciones y personal serán absorbidos por la repartición.
Los cambios y proyecciones forman parte de una ley sancionada por la Legislatura provincial que es considerada como “muy importante” para la consolidación y expansión de las políticas oficiales en materia habitacional.
El subsecretario de Desarrollo Urbano, Tomás De Leonardis, destacó el respaldo unánime que tuvo la nueva legislación, salvo en el punto en que se determinaba el fin de Viviendas Rionegrinas, que no fue acompañado por la bancada del radicalismo.
El funcionario precisó que la flamante normativa fija por primera vez por ley el plan de amortización de viviendas, lo que da más seguridad jurídica en las operaciones, a la vez que fija en términos definitivos la política a seguir por el IPPV con sus beneficiarios.
Así, se dispone una “tasa viable” para la cancelación de las cuotas, la que será de un 6 por ciento fijo anual, con aplicación del sistema francés para este tipo de diseño financiero. Además, se determina un máximo de 360 cuotas para los pagos, aunque esta cantidad se aplicará en los casos sociales que así lo determinen. En las situaciones habituales, se continuará con el cobro en 300 cuotas.
En cuanto a las herramientas para un mayor recupero de deudas, De Leonardis precisó que ya no se reclamará el desalojo de los beneficiarios más morosos, para no multiplicar la problemática social, y en cambio se dotará al IPPV de mecanismos “modernos” para notificar, intimar y reclamar, incluso vía embargos, a los deudores contumaces.
Con ello, el organismo podrá perseguir el cobro hasta que el incumplidor se avenga a acordar planes de pago de acuerdo a su realidad y en las condiciones que permitan “más eficiencia” en el accionar público.
 
Final de Viviendas Rionegrinas
En cuanto a la disolución de Viviendas Rionegrinas, rechazada sin éxito por el radicalismo, el subsecretario provincial indicó que el IPPV se hará cargo de las funciones en materia de entrega de créditos en materiales que desarrollaba aquella empresa, ahora en base de una nueva concepción y diseño político e institucional.
La firma, creada hace años por el ex oficialismo provincial, se convirtió con el tiempo en una creciente fuente de déficit, habiendo cerrado su balance en 2012 con un rojo de 4.800.000 pesos. La multiplicación de su personal en tiempos del radicalismo llevó a que un 75 por ciento de sus fondos se aplicaran al pago de haberes. La situación, cada vez más complicada, llevó a que el año pasado no se otorgará ningún crédito. El final se veía venir.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario