A Cipo se le esfumó una gran chance en La Visera

Completó la fecha 5 ante Villa Mitre con derrota y bajó en la tabla.

La buena noticia por la reanudación del partido ante Villa Mitre, debido a los disturbios de la propia hinchada con la Policía del 8 de octubre, duró apenas 3 minutos para Cipolletti. Una indisciplina de Federico Velázquez en el amanecer de la lluviosa tarde lo comenzó a privar de una resultado positivo ante un rival directo.

Es que en la pelea por marcar territorio, el 6 pegó sin pelota ante la presión de Carlos Herrera, cuando el balón ya había sido despejado de su zona ante la vista del primer asistente, Ariel Savorani, que levantó la bandera y marcó el penal para el visitante.

Tras cinco minutos de discusiones, con el cuerpo técnico local entreverado, los jueces perdieron el rumbo y echaron con roja directa a Damián Jara, el 2, que nada había tenido que ver en la acción.

La sanción correcta desde lo deportivo fue injusta desde lo disciplinario para el dueño de casa que a los 9 recibió el gol desde los doce pasos por intermedio de Héctor González y se transformó en una puñado de nervios.

Cipo salió en búsqueda del empate, pero las situaciones propias para eso no abundaron.

Apenas un tiro libre que cabeceó Velázquez entrando por el fondo y la bajó para la entrada de Jonathan Morán, quien no llegó a desviarla, se anotó en las peligrosas.

Y en ese torbellino del local cayó el segundo gol de Villa Mitre, tras un mal rechazo de Gastón Valente que paró Herrera dentro del área. Un enganche del 9 desairó su marca y ante Matías Alasia definió con justeza para el 2 a 0.

Empuje

Sin perder tiempo para los 35 minutos del complemento (se habían consumido 20 en el bochorno de octubre), Ezequiel Ávila reemplazó a Maxi Carrasco en Cipolletti y Eduardo Vilce pasó a jugar de líbero.

Tomó riesgos para hacerse ancho, mucho más después del ingreso de Jorge Piñero da Silva por Germán Weiner en el tramo final.

Velázquez volvió a ser noticia en el partido a los 21 minutos con un cabezazo difícil que terminó en gol ante el yerro de Facundo Tavolieri sobre el primer palo.

El descuento fue una ilusión para una remontada que no se terminó de justificar primero, ni de conseguir después, decretando el 2 a 1 definitorio que despidió a la primera rueda con más dudas que certezas para Henry Homann.

Jara se perderá el choque ante Rivadavia de Lincoln

En la continuidad del Federal A, Cipolletti será visitante el domingo desde las 11 sin Damián Jara en Lincoln contra Rivadavia, otro de los invictos que tiene la zona patagónica. Villa Mitre se encargó de defender el suyo ayer en La Visera y ahora el Albinegro deberá ir a sacárselo al Albirrojo, que además está en la cuarta plaza de clasificación directa a dos puntos de ventaja.

Quien sigue siendo duda es el delantero Jorge Piñero da Silva. Más allá de su ingreso en los minutos finales de ayer, el misionero no está bien de la rodilla y las chances de seguir siendo una opción en el banco asoma de nuevo en los planes del técnico.

Con sus urgencias a cuestas, Cipo volverá a los entrenamientos hoy para viajar mañana por la noche. El extraño horario tiene que ver con una disposición de la policía local que en el día del Superclásico de la Superliga de AFA tiene mucha tarea para cumplir también con los compromisos de la Liga Linqueña.

En el último partido en casa, Rivadavia le ganó a Deportivo Madryn 6 a 0 con tres del goleador de la categoría Hernán Altolaguirre, que ya le convirtió a los rionegrinos en la primera fecha, cuando fue empate en uno en La Visera.

La derrota alteró los ánimos en una cancha desierta

La ausencia de hinchas no fue sinónimo de tranquilidad para el árbitro del partido Luis Novelli Sanz.

Desde la platea en donde se ubicó solamente la prensa y la dirigencia local se dejaron escuchar las quejas contra la actuación de Luis Novelli Sanz, incluso en la zona de vestuarios al término de los 70 minutos que faltaban.

Ya con los futbolistas en las duchas, una recriminación de allegados hacia la subcomisión provocó gritos y discusiones que giraban en torno a la supuesta pasividad de los integrantes del grupo de trabajo ante la designación de las ternas.

A eso también hizo mención Eduardo Vilce (capitán) al término de la primera parte, mientras tomaba agua y se metía en el túnel camino al vestuario.

El traspié deportivo resultó inesperado entre semana, complicó las chances del equipo, lo llenó de urgencias pensando en lo que se viene y generó rispideces.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario