El clima en Cipolletti

icon
Temp
66% Hum
LMCipolletti nombre

Vuelven a pedir que se cambie el nombre a la calle Aramburu

Vecinos que participan del Centro Cultural Enrique Santos Discépolo presentaron de nuevo en el Deliberante su iniciativa para que se elimine la designación que alude a uno de los dictadores surgidos del golpe de 1955. Lo hicieron por primera vez en junio de 2013, es decir, hace ocho años. Siguen sin respuesta.

Integrantes del Centro Cultural Enrique Santos Discépolo volvieron a presentar en el Concejo Deliberante una solicitud para que se cambie el nombre de la calle que hace honor al dictador Pedro Eugenio Aramburu y que se extiende por el barrio Luis Piedrabuena. El planteo original se concretó hace ocho años, en junio de 2013, y todavía no ha tenido respuesta alguna por parte del cuerpo legislativo local.

Te puede interesar...

Desde la entidad, también han pedido que el CD sancione una norma municipal que establezca la prohibición de designar con el nombre de funcionarios de gobiernos de facto a calles, plazas, barrios, edificios y otros espacios públicos, en el ámbito de la ciudad de Cipolletti.

El nuevo requerimiento a los ediles ha sido impulsado por Carlos Magario, Armando Lauretti e Iván de Luca, miembros del Centro Discépolo. Se ha concretado en junio nuevamente, no por casualidad. Es que el 9 de junio de 1956 se produjo el fallido levantamiento contra la dictadura de Aramburu del general patriota Juan José Valle, quien fue fusilado el 13 del mismo mes por orden directa del tirano, pese a que un tribunal militar había resuelto su absolución.

Aramburu y sus funcionarios dispusieron también el fusilamiento de otras 37 personas, cambiando condenas iniciales de prisión por la pena capital. En esos siniestros tiempos de represión, hubo también centeneras de presos políticos por su militancia en el peronismo.

El militar golpista había asumido en diciembre de 1955, desplazando a su camarada Eduardo Ernesto Lonardi. Durante su gestión, se decretó la intervención de la CGT, se produjo el secuestro y profanación del cuerpo embalsamado de Eva Perón, se creó la SIDE para el espionaje interno y se prohibió la mención de los nombres de Juan Domingo Perón y de Eva Perón. Además, se derogó, mediante un bando militar, la Constitución Nacional sancionada en 1949, de carácter muy progresista. Junto con todo esto, hubo persecuciones contra políticos, sindicalistas y militantes del peronismo.

La iniciativa de desechar el nombre de Aramburu tiene como trasfondo los principios de Memoria, Verdad y Justicia, que no tienen vigencia solamente cada 24 de marzo, aniversario del golpe militar de 1976. Se trata de un ejercicio de principios constante y de un compromiso permanente con la democracia. Cabe indicar que ciudades como la de Buenos Aires, General Roca o Fray Luis Beltrán han procedido al cambio de designación de arterias de personajes relacionados con dictaduras.

Leé más

¿Qué te pareció esta noticia?

5% Me interesa
47.5% Me gusta
5% Me da igual
12.5% Me aburre
30% Me indigna

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario