Un piquete de más de 5 horas hizo colapsar las rutas

Cortaron el tránsito en el puente de la 22 y se generó un gran embotellamiento en la 151.

Un grupo de desocupados cortó ayer el tránsito en la Ruta 22, a metros de los puentes carreteros que unen Cipolletti y Neuquén. El piquete fue sorpresivo y se inició minutos después de las 7, por lo que generó serios trastornos.

Los manifestantes integran dos cooperativas de trabajo de Neuquén, pero no tienen por ahora ninguna labor asignada, por lo que reclaman puestos y el pago de subsidios para que sus familias dispongan del algún sustento.

Te puede interesar...

La protesta duró más de 5 horas y pasado el mediodía levantaron campamento, quedando a la espera de una convocatoria por parte del gobierno neuquino. Esther Villalobos, vocera de una de las cooperativas, explicó que el corte se levantaba cada media hora para descongestionar la ruta.

La alternativa ayer volvió a ser el tercer puente, recientemente inaugurado. Pero el caos fue tal que la Ruta 151 colapsó casi por completo. El tránsito fue lento, a paso de hombre. Los vehículos transitaron en primera marcha y, por momentos, cruzar a Neuquén demandó una inversión de tiempo superior a la hora.

La situación se vio agravada por la ausencia del servicio del Tren del Valle, que en estos caso resulta un gran aliado. Sin embargo, ayer los trabajadores ferroviarios adhirieron al paro de la CGT, por lo que no prestaron el servicio.

Las cooperativas que protagonizaron la protesta fueron Jerusalén y Flor de Esperanza, que reclaman a Desarrollo Social de Neuquén el pago en término de los subsidios por programas de alquileres para madres solas.

Respecto del conflicto madre, Villalobos informó que recibieron “un plan mínimo”. “Acá somos figurita repetida. Nosotros nos bajamos del plan y lo cambiamos por trabajo pero no tenemos respuesta. Nuestro pedido es por el pago a término a mamás solteras para el alquiler, pero sobre todo queremos que se comprometan a darnos trabajo para el 2018”, manifestó.

Misma protesta, un año después

Un año y cuatro días después, los mismos protagonistas, los mismos planteos, la misma metodología de protesta y el mismo lugar elegido. Todo se vuelve a repetir, como un déjà vu. El 15 de diciembre del año pasado los cooperativistas hicieron un corte sorpresa en los puentes, que duró varias horas hasta que fueron convocados por el gobierno neuquino. Las diferencias fueron que en aquella oportunidad el tren funcionó, pero todavía no estaba habilitado el tercer puente.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario