Lo raptaron cuando salía del boliche y lo soltaron en Neuquén

La víctima, que tiene 72 años, se resistió.

Un hombre de 72 años fue víctima de un secuestro exprés a la salida del boliche Kimika, al ser abordado por dos delincuentes, que a punta de pistola lo llevaron en su auto hasta el barrio Cuenca XV, donde lo dejaron abandonado a su suerte, luego de que se resistiera.

El hecho ocurrió el sábado, cerca de las 2:30, en el estacionamiento del conocido boliche cipoleño, donde la víctima fue capturada. La noche parecía culminar exitosamente para el hombre, que hasta ese momento disfrutaba de una salida y relax. Pero cuando el abuelo se percató de lo que ocurría fue tarde: dos hombres lo apuntaban con un arma y le exigían ir a un cajero.

Impactado por la situación, el hombre no salía de su asombro y buscó ayuda con la mirada a sus alrededores, pero no encontró a nadie. A pesar de ello, se resistió y los secuestradores lo subieron a su Renault Kangoo. Una vez adentro, sus captores le exigieron ir a un cajero, pero ante la resistencia lo llevaron hasta el barrio Cuenca XV, donde finalmente lo liberaron.

“En otro sector del barrio dejaron abandonado el vehículo”, afirmó el comisario inspector Cristian Bucolo, coordinador operativo de la zona oeste de Neuquén capital.

Tras el traumático episodio, el abuelo realizó la denuncia correspondiente, que fue clave para la detención de uno de los delincuentes.

Ayer, cerca de las 8:30, luego de que la víctima reconociera a uno de sus secuestradores, se realizó un operativo en el barrio Villa Ceferino. El allanamiento se realizó en una vivienda de calle Arabarco al 1200 de dicha barriada. “Allí detuvimos a un hombre de 30 años, que estaría relacionado con un robo con arma de fuego”, precisó Bucolo.

En el lugar, además, se secuestró una réplica de una pistola 9 milímetros, la cual podría estar vinculada al secuestro, además de una planta de marihuana.

El presunto secuestrador quedó detenido en la Comisaría 18, donde fue notificado de la causa penal en su contra.

Novedad

Un hecho típico del conurbano

En la región, no hay antecedentes cercanos a lo vivido por el abuelo neuquino. Este tipo de delito es muy típico del conurbano bonaerense y por ese motivo los investigadores no descartan que los asaltantes provengan de otra provincia o cuenten con la asistencia de foráneos.

Más allá de que la situación no pasó a mayores, es un hecho que debe movilizar a las autoridades policiales y apuntar a la prevención.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario