Víctimas presionan para acordar con los Montecino

Fueron estafadas y los acusados les ofrecen la devolución del dinero. La fiscalía quiere juzgarlos.

No es la primera vez pero en un nuevo escenario, con un Código Procesal Penal rionegrino totalmente aggiornado, se esperaban avances destacados en lo que es la administración de justicia. Sin embargo, la ley escrita choca de lleno con la realidad que se vive en la calle y los deseos de muchas víctimas, que están poco interesadas en los vaivenes del Poder Judicial y sólo quieren una reparación al daño que les producen terceras personas. Es más o menos lo que sucede en la actualidad con una controvertida causa penal que tiene como protagonistas a varios integrantes de la conocida familia Montecino.

Durante esta semana, la jueza de juicio Alejandra Berenguer va a comunicar si Pedro Hernández y Pablo Montecino, entre otros, van a juicio oral acusados por el presunto delito de asociación ilícita. No será una decisión más para la magistrada, que se caracteriza por su mano dura en distintos procesos: enfrente tiene a varias víctimas de las estafas que prefieren una rápida compensación económica de parte de los involucrados, según precisaron fuentes allegadas a la investigación.

Y mientras los denunciantes presionan para llegar a un arreglo, hay un Ministerio Público Fiscal firme, que quiere juzgar al conjunto de los imputados por los hechos ocurridos entre abril de 2016 y diciembre de 2017.

Los acusadores no desconocen que el escenario es muy favorable para la defensa particular, que tiene sus intereses y aprovechará la posición de las víctimas. En el último tiempo, se entrevistaron con la mayoría de ellas y les ofrecieron una suma de dinero para reparar el daño causado.

Según las fuentes, varias personas dejaron claro que llegaron al vehículo luego de ahorrar por mucho tiempo y que, en esta instancia, antes que quedarse sin nada prefieren el resarcimiento ofrecido por la defensa.

La suma contemplada para entregar a las víctimas supera el millón de pesos y, en apariencia, los acusados confían en que la Justicia les devolverá un poco más de $900 mil incautados en diciembre del año pasado. En tanto, si Berenguer se ajusta al reclamo de la fiscalía, el juicio se llevará a cabo antes de fin de año.

--> La intervención del procurador

La causa que acumula varias audiencias en el edifico tribunalicio de Urquiza y España tiene múltiples condimentos como lo fue, no hace mucho, la intervención del procurador general de la provincia, Jorge Crespo. Alertado por publicaciones periodísticas, salió con los tapones de punta a señalar que los Montecino no iban a ser beneficiados con el denominado “criterio de oportunidad” por sus conocidos antecedentes.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario