El clima en Cipolletti

icon
Temp
56% Hum
LMCipolletti

Sandoval recuperó su libertad

Había sido condenado -en segundo juicio- como autor del triple crimen de 2002. Sin embargo, hace un mes la Corte Suprema anuló esa sentencia. "Siempre dije que soy inocente", aseguró.

Estuvo detenido varios años y, tras abandonar el penal, por la tarde llegó a Cipolletti.
 
Ocho años, dos meses y un día después de ingresar a prisión, y un mes después de que la Corte Suprema de Justicia anulara la sentencia que lo condenó, David Sandoval recuperó la libertad ayer al mediodía. “Estoy contento por esta decisión que se ha tomado, que yo esperaba hace tanto tiempo. Contento porque voy a volver con mi familia”, dijo quien había sido condenado por el triple crimen de 2002, conocido como la Masacre del Laboratorio.
Sandoval llegó a Cipolletti minutos después de las 15, en un micro interurbano. Debió recibir dinero prestado para poder sacar el boleto. En medio de la persistente llovizna que había comenzado algunos minutos antes, se perdió entre los demás habitantes de la ciudad buscando cumplir su deseo de reencontrarse con sus familiares. “Lo único que quiero es estar con mi familia, porque ya sé que el tiempo y las cosas feas que pasé acá adentro me las llevo conmigo”, mencionó antes de ser liberado a la radio roquense FM Súper.
Sandoval había sido absuelto en el primer juicio, pero en un segundo debate oral fue hallado culpable de los crímenes de la bioquímica Mónica García, la psicóloga Carmen Marcovecchio y la paciente Alejandra Carbajales. En el brutal ataque también resultó gravemente herida Ketty de Bilbao, quien logró sobrevivir.
Sandoval fue declarado culpable al cabo de un segundo juicio, luego de que en el primero en 2004 fuera absuelto en base al beneficio de la duda. Un año después, en 2005, el Superior Tribunal de Justicia anuló ese proceso y dispuso uno nuevo, que se realizó entre noviembre de 2006 y enero de 2007, cuando Sandoval fue condenado a prisión perpetua por homicidio calificado por alevosía reiterado en tres hechos.
Pero la Corte consideró que no podía ser juzgado dos veces por el mismo hecho, y revocó el fallo, tomando como válido el del primer proceso.
“No tengo nada que ocultar. Siempre dije que soy inocente y no tengo que irme de la ciudad en la que me críe, porque sé que no hice nada. Por ahora lo único que me interesa es estar con mi familia y después veremos como sigue esto”, dijo Sandoval. Quien manifestó que “a mí me involucraron en algo en lo que no tuve nada que ver. Supe esperar el tiempo de la Justicia, eso me ayudó para esperar esto. Desde un principio se supo que las huellas fueron planteadas, porque hubo muchas contradicciones”.

Antecedente para el caso Ana Zerdán

La determinación de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en torno a los crímenes de Carmen Marcovecchio, Mónica García y Alejandra Carbajales supone gran incertidumbre para otro caso que conmocionó a la ciudad, en el que los únicos sospechosos seguían los pasos de David Sandoval. Se trata de la investigación por el asesinato de Ana Zerdán, por el que Juan Carlos Aguirre y Juan Manuel Aguirre Taboada fueron absueltos en un juicio cuya sentencia fue anulada por el Superior Tribunal de Justicia.
Por mayoría, los magistrados del máximo tribunal rionegrino ordenaron la realización de un nuevo juicio con los mismos imputados, distintos jueces y, por el momento, idénticas pruebas a las que ya se valoraron. El tribunal podría arribar a una conclusión diferente, sin embargo, debe presumirse que la Corte Suprema fallaría de igual forma ante un planteo de la defensa: Aguirre (pareja de Zerdán) y su hijo Aguirre Taboada ya fueron juzgados, y no se los halló culpables. Por ello, hay sectores que esperan que el STJ anule su resolución de nuevo juicio para evitar las complicaciones que una condena contra los acusados pudiese ocasionar.
Mientras tanto, los familiares de las víctimas siguen aguardando justicia por los crímenes.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario