Francisco pidió por la unidad y habló del conflicto mapuche

Francisco brindó el oficio en la Araucanía, donde se mezclaron celebraciones religiosas y de pueblos originarios.

Poco antes de las 10, Francisco arribó a la base aérea de Maquehue en Temuco, donde unos 200 mil fieles esperaban a Su Santidad, en una verdadera fiesta de la fe con banderas, música y la presencia de pueblos originarios.

Fueron más de dos horas, en las que el Papa ofició una masiva misa. “Mari, mari (buenos días) en mapundungun, la lengua de los mapuches)”, saludó el Sumo Pontífice a la multitud. Luego hubo una celebración religiosa, con un breve discurso papal despojado de polémicas.

Doy gracias a Dios por permitirme visitar esta linda parte de nuestro continente: la Araucanía, bendecida con la fertilidad de extensos campos verdes, lagos y ríos llenos de vida. Este paisaje nos eleva a Dios, es fácil ver su mano en cada criatura”, dijo Francisco.

Embed

El Papa llamó a los fieles a convertirse en “artesanos de unidad” y oficio la misa "Por el Progreso de los Pueblos" en la que un coro de 200 mil fieles acompañó en todo momento.

“Küme tünngün ta niemün" (la paz esté con ustedes)”, dijo en mapuche y se refirió con dureza sobre el conflicto con el pueblo originario. "Quiero saludar de manera especial a los miembros del pueblo mapuche", comenzó.

Embed

"No a la violencia que destruye, en ninguna de sus dos formas", manifestó Francisco.

"La solidaridad es la única arma que tenemos contra la deforestación de la esperanza. Hay que estar atentos a la elaboración de bellos acuerdos que nunca lleguen a concretarse. Borran con el codo lo escrito con la mano. Esto también es violencia, porque frustra la esperanza”, agregó.

Embed

El predio con capacidad para 390 mil personas, comenzó a llenarse desde la madrugada y ya cuatro horas antes de la misa la mayoría de los espacios estaban cubiertos.

La fila para acceder al aeródromo, donde Francisco hará su única presencia pública en Temuco, se extendía por seis cuadras, colmadas de gente que pasó la noche allí, abrigada con lo que podía y en un clima de alegría y festividad, en el cual se pudo escuchar rock y cumbia católica para animar la espera.

Ya dentro del predio, se saludó por altoparlantes a todas las diócesis presentes, entre ellas las de Neuquén y Bariloche. Para ingresar la demora era de dos horas y medias y está previsto que las puertas se cierren dos y horas media antes de la llegada del Sumo Pontífice.

Dentro del aeródromo hay 15 parcelas, con capacidad para 12 mil personas cada uno, de las cuales dos quedarán libres para las personas que no se acreditaron previamente.

LEÉ MÁS

Minuto a minuto, detalles de cómo se vive en Temuco la presencia del Papa Francisco

El Papa pidió perdón por los abusos de menores

"Estar privadas de libertad no significa perder sueños"

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario