Fracasó la conciliación por el feroz ataque de perros

La supuesta dueña de los animales no se presentó en Tribunales.

Silvina Vejar, la mujer que fue atacada ferozmente por una jauría mientras caminaba por la ciclovía, volvió a sufrir ayer la indiferencia de los presuntos dueños de los animales. “Lo único que quería era verles las caras y recibir, aunque sea, unas disculpas”, expresó la víctima. Muy dolorida, pasó cuatro días en cama y recién ayer pudo volver a levantarse.

La Fiscalía la había convocado a una conciliación voluntaria. Ella asistió junto con su pareja, quien la ayudó a trasladarse, pero la otra parte no se presentó, por lo que la audiencia se frustró. “Estoy indignada, ni siquiera vinieron”, dijo a LM Cipolletti.

Te puede interesar...

Fuentes judiciales informaron que la audiencia no se pudo concretar porque la mujer identificada por la Policía negó que sus perros hayan sido los que atacaron. Lo informó a Tribunales por teléfono.

Vejar adelantó su deseo de que se continúe con la investigación, más allá de que la conciliación voluntaria con la otra parte haya sido un fracaso. “Hubo un abandono hacia mi persona y necesito que alguien se haga cargo. No eran perros de la calle los que me atacaron, no salieron de la nada. Salieron de una casa, donde había dos personas que ni siquiera se acercaron a ayudarme”, recordó Silvina. Y aclaró: “No persigo un beneficio económico, lo único que pido es justicia, porque lo que me pasó a mí le podría haber ocurrido a cualquiera”.

Desde la Fiscalía se aclaró que el hecho de que la presunta dueña de los perros ahora diga que no tiene ninguna responsabilidad sobre el violento episodio, ocurrido el martes por la tarde, no la desvincula para nada de la investigación. Eventualmente, y de acuerdo con cómo prospere la causa, puede ser convocada a declarar ante la Justicia.

“Nos vamos a encontrar en febrero (tras la feria judicial), ya me dieron fecha de una nueva audiencia”, adelantó Silvina a este medio.

Llama la atención que la supuesta dueña ahora exprese que sus perros no participaron del brutal ataque, cuando en sede policial obra un acta que refleja justamente lo contrario. Es decir, en el escrito se hace cargo y hasta se pone a disposición de la Justicia y la víctima.

No está claro el motivo por el que la mujer entró en una contradicción, pero lo cierto es que sus dichos no se comparecen con lo que expresó a la Policía.

Por su parte, la víctima se presentará con un abogado particular para pedir justicia tras la feria judicial. Ahora intenta reponerse de las heridas y retomar su vida, ya que tiene una historia familiar detrás de ella que merece su atención.

A la mujer no le resulta nada fácil, en medio del dolor, encima tener que soportar las críticas de quienes defienden a ultranza a los animales. “Soy yo la lastimada, la que no se puede mover, la que tiene una historia familiar que tuvo que dejar de lado. No estoy en contra de los animales, pero esto no puede seguir pasando. Necesitamos salir a la calle y estar seguros”, concluyó.

Cuando cobre fuerzas, tratará de encontrar a la chica que la salvó. Ella fue testigo de lo que le pasó. “Le debo un agradecimiento enorme”, dijo.

El juez de feria que sigue la causa por lesiones culposas es Martín Pezzetta.

“Desde la casa estaban mirando y se escaparon”

Silvina Vejar, la mujer atacada por los perros, es una trabajadora social que se desempeña de la Escuela Especial 24 y recién comenzaba sus vacaciones. El martes a la tarde salió a caminar por una zona que conoce bien y un grupo de perros la atacó salvajemente, a metros de la gomería de la calle Tres Arroyos. Los animales primero la tiraron al piso y la mordieron sin piedad, principalmente en la zona inferior del cuerpo. “Me mordieron la pierna izquierda, los cuádriceps y la zona de la ingle. Desde la casa estaban mirando los dueños, se subieron a una Chevrolet Meriva gris y se escaparon. Me dejaron tirada, abandonada”, contó a LM Cipolletti. Luego, una mujer fue a la comisaría y declaró ser la dueña de los animales, pero finalmente se desdijo y sostuvo que sus perros no la mordieron.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario