El clima en Cipolletti

icon
16° Temp
64% Hum
LMCipolletti

Elevarían a juicio crimen del Mapu

Sería inminente el trámite por el homicidio del trabajador municipal Juan Carlos Sepúlveda, quien fue baleado cuando se encontraba en su vivienda.

Por el hecho ocurrido el 23 de noviembre de 2011, permanecen detenidas siete personas. Les imputan varios delitos.
 
Sería inminente la elevación a juicio oral de la causa penal por el crimen del trabajador municipal Juan Carlos Sepúlveda. Finalizada la etapa instructoria, los expedientes vinculados al hecho ocurrido en el barrio Anai Mapu de esta ciudad pasarán a manos de una de las cámaras criminales de Cipolletti.
En este marco, se presume que podría fijarse una fecha de juicio oral antes de fin de año aunque todo depende de las agendas que manejan los tribunales locales.
Son varios los acusados que permanecen detenidos desde las semanas posteriores al asesinato del empleado del municipio de Cipolletti. Por el delito de homicidio agravado, fueron procesados Jonathan Alejandro Figueroa, Rafael Armando Figueroa y Verónica Vanesa Figueroa. En tanto, por delitos como portación no autorizada de arma de guerra y tenencia de arma de fuego de uso civil fueron imputados Adrián Williams Cabrera Manriquez, José Luis Retamal, Juan Rafael Gutiérrez y Alejandro Bautista Figueroa. Todos los mencionados están ligados al principal incidente cuando Sepúlveda fue atacado mortalmente a balazos. También la justicia local tuvo presente una serie de amenazas verbales anteriores a la agresión armada y una balacera posterior que tuvo como destino la vivienda de un testigo.
 
Apelación

De manera inicial, los imputados por el homicidio fueron procesados por el titular del Juzgado de Instrucción Nº 6, Gustavo Herrera. La decisión fue apelada por la defensa pero la Cámara Primera en lo Criminal de Cipolletti confirmó la resolución adoptada en primera instancia. Asimismo, ratificó la prisión preventiva para los siete detenidos.
A la hora de argumentar lo resuelto, los camaristas señalaron que "aquí hubo una muerte por nada, una discusión por unas rosas que arrancaron del jardín de Sepúlveda, una imputada que reaccionó violentamente porque le reprendieron a sus hijas, la amenaza a viva voz de que enviaría a su hermano y sobrino para darle un tiro en la cabeza. A ello siguieron hechos más violentos, pero esta vez de quienes se sintieron dueños de la calle, dueños del barrio y vida de los vecinos, arma en mano, movilizados en motocicleta ajusticiaron a Sepúlveda porque había osado discutir con la tía”.
Según fuentes allegadas a la investigación que arrancó en noviembre del año pasado, las causas menores por portación y tenencia de armas ya habrían sido elevadas a juicio mientras que restaría cumplir el trámite que se vincula a las pesquisas por el delito de homicidio.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario