Elvis, el pibe que pasó del fratacho a jugar en primera

Trabajaba de albañil con su papá y ahora es el 2 titular de Cipo.

A los 19 años, Elvis Hernández se adueñó de la camiseta número 2 de Cipolletti en la presente campaña del Federal A.

El neuquino del barrio Villa Ceferino, que empezó a darle a la pelota en la escuela del barrio Gregorio Álvarez y que acobijó Maronese a los 14 años tiene una historia digna de Netflix.

Te puede interesar...

El mayor de dos hermanos, rebelde y con problemas de conducta, tuvo que cambiar mucho para vivir el presente.

La fe en Dios y los consejos de Germán Alecha fueron claves desde el 2017 a esta parte, cuando decidió aceptar el convite de Daniel Olea y cruzar el puente para ponerse la albinegra.

“Parece todo rápido, pero he hecho de todo para estar acá. Cuando llegué al club todavía trabajaba de albañil con mi papá y fue Germán el que se dio cuenta de todo y me ayudó”, recordó el Negro.

A través de una charla con la familia y los dirigentes, el actual DT de la primera local de Cipo consiguió los primeros viáticos para Elvis. “Siempre me dijo que tenía condiciones, pero que tenía que cambiar. Yo enseguida me iba a las piñas y por eso hasta me bajó a entrenar con la tercera”, confió el jugador.

Llegó el título de campeón en la Liga ante Catriel del 2018 y la convocatoria de parte de Víctor Zwenger para la pretemporada con los mayores. “Vi que había tres centrales y estaba tratando de terminar la escuela. Como se entrenaba de mañana, pedí disculpas y terminé quinto año. Terminé en diciembre, me quedó ingles, very difficult”, parafraseó a Carlos Tevez.

El tamaño de su decisión fue la primera señal de cambio real de su parte y con paciencia terminó llegando al Federal A, hasta debutar de la mano de Alecha en el partido ante Independiente del 13 de octubre pasado (0 a 0).

Los primeros pesos

Desde que puso un pie en el campo de juego, el hincha del Capataz lo acobijó. Su entrega y garra lo destacaron rápidamente y el club reconoció su potencial.

“Ya estoy cobrando, dedicado al fútbol y aportando en casa. Para una familia humilde como la nuestra es fundamental, no podía dejarlo solo a mi papá (Froilán)”, soltó con la naturalidad que otorga la tranquilidad.

Seguir dando pasos firmes en su incipiente carrera deportiva y sacarse de encima esa materia pendiente con la ayuda de una “teacher” particular redondearán sus objetivos inmediatos. Con su garra característica, seguro lo logrará.

“Alecha ha sido muy importante en todo esto. La verdad es que le debo mucho a Germán de todo lo que me habló y se quedó conmigo después de los entrenamientos”.“La fe en Dios y todo lo que pongo día a día me ayudó mucho a superar problemas personales y mejorar en cuanto a mi carácter y mi forma de ser. Tengo que seguir así”.Elvis Hernández. El marcador central titular de Cipo tiene sólo 19 años.

Amigos y buenos consejeros

En el actual plantel, Elvis Hernández ha encontrado grandes compañeros y buenos consejeros.

Junto a Enzo Romero vivieron desde su arribo historias paralelas, de familias humildes y mucho sacrificio. Concentran juntos y el central siempre le recuerda al 9 que se salvó de que le pegara.

“Cuando llegué a Cipo, él ya jugaba Federal con La Amistad, no bajaba mucho a la Liga. No le pude pegar”, dijo entre risas.

Martín Zbrun, Pablo Vergara y Gabriel Chironi no tardaron en darse cuenta de su potencial y carácter y son los que están encima. “Son personas buenísimas. Me hablan todo el tiempo y para mí es muy importante. Tengo tremendos compañeros”, cerró el marcador central.

Fuente:

¿Qué te pareció esta noticia?

Noticias Relacionadas

Deja tu comentario