El clima en Cipolletti

icon
12° Temp
46% Hum
LMCipolletti

Una plaza se llamará Néstor García

Se trata del espacio verde del barrio Pichi Nahuel.


Resultó muy emotiva y celebrada por los presentes la decisión del Concejo Deliberante de designar a la plaza del barrio Pichi Nahuel con el nombre del empresario, dirigente industrial y ex presidente por muchos años del Club Cipolletti, Néstor García.
La posibilidad de homenajear en vida al destacado hombre público cipoleño fue propuesta por un grupo de vecinos encabezados por el funcionario municipal Juan Carlos De Rioja. La iniciativa cundió prontamente debido al ascendiente que tiene García en la comunidad.
El reconocido industrial tiene una larga trayectoria que muestra su compromiso con la sociedad local. Así, los integrantes del Legislativo recordaron ayer su participación en los históricos e inolvidables hechos del Cipoletazo de 1969, momentos en que se desempeñaba como concejal, siendo entonces un joven de 32 años. Hoy es el único edil viviente de aquella generación política que tuvo por líder al siempre presente en la memoria ciudadana doctor Julio Dante Salto.
Pero su quehacer ciudadano ha sido muy amplio. Su paso por la conducción del Club Cipolletti marcó una impronta en la principal institución deportiva de la ciudad. Del mismo modo, su desempeño al frente de la Unión Industrial de Río Negro ha sido muy significativo.
En el plano particular, su labor al frente de la Embotelladora Comahue, una de las grandes empresas de Cipolletti, ha permitido a la ciudad contar con marcas de gaseosas propias que abastecen a un extenso mercado de la Argentina. Sin contar con el hecho de que García, habiendo trabajado para una multinacional del rubro, de un día para otro se quedó sin esa representación. Ante la disyuntiva de cerrar o seguir por su cuenta, optó por lo segundo, arriesgando un futuro propio en el que creyó y consiguió el éxito.
Entre lágrimas de agradecimiento y bajó la ovación de los presentes, entre los que se contaban numerosos emprendedores y microemprendedores, el distinguido empresario no pudo contener las lágrimas y lloró durante varios minutos. A su lado, estaba su esposa de toda la vida, Celia Dora Ciccioli.
García, tras destacar la emoción que lo embargaba, se definió a sí mismo como “un viejo luchador de la ciudad” y recordó enseguida la gesta del Cipolletazo que “nos marcó a fuego”. Rememoró que en aquel entonces en la dirigencia política se pensaba en una ciudad de 100.000 habitantes por lo que pidió a los ediles de ahora “pensar en un Cipolletti de 250.000 habitantes”.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario