El clima en Cipolletti

icon
19° Temp
29% Hum
LMCipolletti

"Piratas de la construcción" atentan contra el sueño de la vivienda propia

Varias familias cipoleñas se encuentran realizando las obras de sus casas con sus manos. Pero no disponen de medios para contratar vigilancia y en las últimas semanas sufrieron reiterados robos.

A uno de ellos le hurtaron más de 600 ladrillos, por lo que se vio obligado a suspender los trabajos, postergando el proyecto familiar.
 
Un grupo de vecinos cipoleños está realizando sus viviendas con esfuerzo propio, es decir, con sus propias manos. De esta manera le ponen el cuerpo a la obra, siendo los hacedores de su propio destino.
Pero la inseguridad hace mella en su espíritu, ya que han sufrido constantes robos que hacen del sueño de la vivienda propia un punto cada vez más lejano en el horizonte.
En la zona oeste de la ciudad, en la zona posterior del Hospital Pedro Moguillansky, son varias las familias que se encuentran realizando las obras por su cuenta.
Mucho esfuerzo y empeño se necesita para concretar los trabajos. También mucho dinero, el que es invertido en materiales, previa tenencia de las tierras.
Pero lo que sobra no es mucho, por eso es que no siempre alcanza para contratar a algún constructor, y mucho menos para poner un vigilante que custodie el terreno.
Fito, un vecino que llega todos los días para erigir las paredes de lo que será su hogar, y el de su familia, asegura que el esfuerzo es enorme. Por eso mismo es que dice que los invade la impotencia cuando suceden casos como el de la última semana, en el que un vecino sufrió el robo de más de 600 ladrillos y del alambrado perimetral de la obra.
Este hecho generó que la obra debiera suspenderse, hasta contar nuevamente con los materiales.
 
Solidaridad entre vecinos
Hace unos días, un vecino se percató de que en el terreno lindero a su vivienda, en el que se está construyendo una casa con esfuerzo propio, ingresó un camión en horas de la noche. El rodado, lentamente, se dispuso de culata para hacer más fácil el cargamento. Pero no contaba con la solidaridad del vecino que salió de la comodidad de su hogar para impedir que se concretara una nueva injusticia.
El hecho sucedió en un lote sobre la calle Río Paraná.
En la zona son muchísimas las obras en construcción, algunas de las cuales están a cargo de importantes empresas, predios que están permanente custodiados. “Ellos ven lo que sucede algunas tardes, cuando a las 20 ya se van los que están construyendo sus casas, pero como no sucede en los lotes de ellos miran para otro lado”, lamentó uno de los hombres que sueña poder terminar con sus manos la casa en la que verá crecer a sus hijos, siempre y cuando se lo permitan los "piratas de la construcción".

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario