El clima en Cipolletti

icon
15° Temp
26% Hum
LMCipolletti

Meza estuvo detenido en la Comisaría 24

El sindicalista denunció haber sido víctima de una situación arbitraria y sugestiva en medio de la disputa con el Ejecutivo local.

Se inicia hoy una semana enrarecida y potencialmente conflictiva en el ambiente laboral de la comuna. A la tensa situación que venían atravesando el Ejecutivo local y el Sindicato de Trabajadores Municipales de Cipolletti, se unirán ahora las repercusiones que seguramente tendrá el episodio policial de que fue víctima el titular del gremio, Omar Meza, y tres de sus compañeros, quienes estuvieron detenidos durante varias horas en la Comisaría 24.
Desde la semana pasada, las negociaciones entre las autoridades que encabeza Abel Baratti y Sitramuci se encuentran rotas. Las conversaciones en el marco de la conciliación obligatoria dispuesta por la subsecretaría de Trabajo provincial fracasaron y la disputa por salarios más altos y por otras reivindicaciones continúa.
En este cuadro, vino a ocurrir la instancia que le tocó pasar a Meza, dos delegados y un afiliado entre el viernes por la noche y la madrugada del sábado. Según el dirigente, alrededor de las 23 del primer día en cuestión se apersonó en calle Bolivia, entre La Esmeralda y Dante Alighieri, a raíz de haber tomado conocimiento de que un camión del Municipio había perdido una de sus ruedas traseras.
En función de que el gremio dejó sentado en noviembre de 2012 el riesgo que resulta circular en los vehículos en mal estado de la comuna, el sindicalista quiso percatarse por sí mismo de lo que ocurría y ver si había corrido peligro algún trabajador de la comuna.
 
Presuntos malos tratos
Sin embargo, al llegar observó que efectivos policiales tenían retenidos a tres compañeros de su organización, a los que presuntamente habrían maltratado, incluso, con algún golpe con sus armas. Recordó que los uniformados portaban escopetas y afirmó que, al buscar interiorizarse de la situación y defender a los trabajadores, también sufrió empujones y un abordaje sumamente descomedido. Así, fue puesto bruscamente contra el enrejado de un kiosco, pese a sus intentos de aclarar las cosas lo antes posible.
Pero el problema tendía a oscurecer. Llevado con los otros municipales hasta la comisaría, tuvo que aguardar hasta casi las 4.30 de la madrugada para recién poder recuperar su libertad. Para este cometido, resultó clave la intervención del abogado de Sitramuci, Juan Huenumilla.
Meza aseguró que, mientras permaneció retenido en la calle Bolivia, pudo observar el desplazamiento sospechoso de individuos con el rostro cubierto, a los que la Policía no les efectuó ningún tipo de requerimientos. “Temo que nos hayan querido hacer una cama. Me enteré que habrían dicho que andábamos armados pero eso es un disparate total”, manifestó, al dar a conocer el suceso nocturno.
 
Responsabilidad
“Voy a intentar hablar con el intendente Baratti porque circunstancias así no pueden volver a darse”, enfatizó y responsabilizó a las autoridades de la comuna por la seguridad de sus empleados.
Indicó que hay otro asunto que ha venido a enrarecer las relaciones con el Ejecutivo. “No nos permiten elegir delegados. Ahora, pese a que hasta hemos estado en conciliación obligatoria, no nos quieren reconocer pero nosotros igual vamos a hacer la elección este miércoles”, sostuvo el gremialista.
Precisó, además, que durante la semana se irán haciendo asambleas por sectores para resolver qué hacer ante la negativa del Ejecutivo a dialogar por salarias y condiciones de trabajo.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario