El clima en Cipolletti

icon
13° Temp
62% Hum
LMCipolletti

Massaccessi aseguró “no tener ninguna ambición política”

El ex mandatario provincial reconoció que tiene “un muy buen diálogo” con el senador justicialista Miguel Pichetto; y señaló que en Río Negro “está todo por definirse, el panorama es totalmente confuso”.

Cipolletti.- El exgobernador radical rionegrino Horacio Massaccesi calificó de protocolar la  reunión que mantuvo hoy con el intendente de Viedma, Jorge Ferreira, reconoció que hablaron  de  temas como la reforma constitucional; negó tener influencia en esa materia sobre el gobernador Miguel Saiz; y aseguró  no tener ninguna ambición política, informó la agencia de noticias ADN.

Pero también el ex mandatario provincial reconoció que tiene “un muy buen diálogo” con el senador justicialista Miguel Pichetto; y señaló que en Río Negro “está todo por definirse, el panorama es totalmente confuso, incierto, sin liderazgos claros en ninguno de los sectores que quieren tener preponderancia”
Además, Massaccesi observó que “Río Negro cada vez está más dependiente de las variables nacionales” y, en ese mismo sentido, remarcó que “hace mucho tiempo la provincia carece de un proyecto político propio”.

Después de la extensa entrevista con el intendente Ferreira, Massaccesi accedió a hablar con periodistas de ADN.
 
¿Qué cuestiones habló con Ferreira?
Es una visita de fin de año, totalmente protocolar. Hay muchos temas que, por mi propia actividad, estamos trabajando con el diario Noticias y la Fundación. Es una cuestión totalmente informal, de buenos vecinos. Participó también el cuñado del intendente, a quien conocí en Estados Unidos. La reunión fue totalmente protocolar.

¿Se habló de política?
Y si… me reuní con el intendente y yo soy esclavo de lo que he sido; intercambiamos un análisis de cómo vemos la actual situación: reforma sí, reforma no, plazos, nada que no se hable en cualquier mesa de gente interesada en la política.
 
Muchos hablan que detrás de varias propuestas de Saiz, incluso la reforma constitucional, está usted. ¿Eso es cierto?
Hay una especulación a partir que yo visité al gobernador hace un tiempo y me preguntaron de la reforma, pero tengo buen diálogo con todos los políticos rionegrinos. Esa misma especulación también se puede hacer a partir del muy buen diálogo que tengo con el senador Pichetto y otros políticos. Me gusta hablar de política y eso es lo que hago últimamente: hablar, nada más. No tengo ningún tipo de protagonismo político ni ambición de protagonismo. Soy solo una persona interesada en las cosas que pasan en la ciudad donde vivo y en la provincia que tanto quiero. Nada más que eso.
 
¿Fue usted al acto oficial por los seis años de gestión de Saiz?
No recibí ninguna invitación, pero fue un acto de un partido donde tuve una trayectoria, pero fui expulsado. No comparto la vida diaria de la Unión Cívica Radical de Río Negro desde el punto de vista formal, así que no correspondía que estuviera. Me contaron que se hizo un racconto y si alguien hace un racconto de los últimos 25 años de Río Negro, no tiene más remedio que buscar algunas imágenes de ocho años de gestión (1987-1991) que me tocó encabezar.
 
Su interés por la política podría canalizarse a través de algún partido político?
No, no, mi interés en la política está totalmente opuesto a las posibilidades que yo haga política activamente. Creo que cada día que pasa estoy más lejos de la política activa. Pero, además, estoy ocupado en mis cosas privadas, me sobran problemas y alegrías como para tener mi vida ocupada en un rumbo diferente al que ha tomado. Desde ahí mi aproximación a la problemática como cualquier ciudadano.
 
¿Cómo ve el actual panorama político?
Está todo por definirse, el panorama es totalmente confuso, incierto, sin liderazgos claros en ninguno de los sectores que quieren tener preponderancia. En eso coincido con el análisis que hizo en el diario Noticias de la Costa el columnista Marcial Biagetti. La provincia cada vez está más dependiente de las variables nacionales. Así que es imposible hablar de la política de Río Negro hasta no ver como se ordenan las filas de la problemática nacional, que también está tan confusa como Río Negro. Es más, creo que la confusión nacional impregna Río Negro. Si hubiera una clara salida de una alternativa opositora a los Kirchner estaría mucho más claro el panorama de Río Negro. Pero como eso no se observa en lo nacional creo que Río Negro está arrastrando esa confusión. Hace mucho tiempo que la provincia carece de un proyecto político propio y está totalmente dependiente de variables que son extra rionegrinas.

Dejá tu comentario