El clima en Cipolletti

icon
13° Temp
57% Hum
LMCipolletti

Más caudal, pero sin inundaciones

Los ríos de la región recibieron mayores erogaciones desde las represas, pero en la zona ribereña de la ciudad no se esperan anegamientos.

"Queríamos constatar la situación porque hace una semana con ese caudal casi tenemos que evacuar gente”, dijo Baratti, en una recorrida.
 

Una nueva crecida del caudal de los ríos aguas abajo de las represas hidroeléctricas motivó una recorrida del intendente Abel Baratti y parte de su gabinete de gobierno por los barrios ribereños de la ciudad. “El nivel actualmente está bien, por debajo de 600 metros cúbicos por segundo, pero queríamos constatar la situación porque hace una semana con ese caudal casi tenemos que evacuar gente”, dijo el jefe comunal, tras visitar viviendas de María Elvira, Labraña, Costa Sur y Costa Norte.
Los caudales de los ríos Limay y Neuquén y del Negro por el momento no suponen complicaciones para las familias que viven a la orilla de sus cauces. Sin embargo, en María Elvira se detectó la filtración de agua a través de napas subterráneas en varias viviendas. “Vimos filtraciones y lagunas que se vienen dando en los patios de las casas", explicaron.
En esos hogares, y también en los terrenos que están muy cerca de las orillas, hay un seguimiento del crecimiento del caudal puesto que la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas confirmó pequeñas subas en las erogaciones de los embalses.
Según los reportes enviados por la AIC a la comuna, "el río Neuquén no va a superar los 500 metros cúbicos por segundo, que serían 100m3/s menos que hace unos días cuando se inundaron algunas casas. Es un aliciente, porque no piensan erogar más agua. Por estos días estamos tranquilos", expresó Baratti.
En tanto, el Limay tendrá 900m3/s aguas abajo de las represas, lo que tampoco debiera provocar anegamiento.
A las casas con filtraciones, afirmó el intendente: "Vamos a llevar escombros y arena para usar como relleno. Son cinco y algunas están a unos 200 metros del agua, pero hay una gran depresión en el terreno” respecto del río.
Además del jefe comunal, participaron de la inspección el secretario de Obras Públicas Gustavo Rodríguez, su par de Servicios Públicos, Francisco Jauregui y personal de Protección Civil.
“Por el momento estamos bien, pero sabemos que si en Buenos Aires se necesita más energía se erogará más agua para generar electricidad. Y eso provoca problemas aguas abajo”, precisó el intendente.
Como era previsible, la presencia del intendente derivó en otras consultas y reclamos por parte de los vecinos. Algunas situaciones ya se le habían planteado en su programa radial de LU19 y otras se las mencionaron al visitar los lugares.
 
Los reclamos
Los habitantes le solicitaron el arreglo de juegos, un predio para recreación en María Elvira y mantenimiento para el Jardín 99 de Labraña. Frente a ese establecimiento, se descubrió una pérdida de agua por la que se convocó a ARSA.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario