El clima en Cipolletti

icon
10° Temp
42% Hum
LMCipolletti

"Los próximos cuatro años van a ser difíciles para legisladores opositores"

Alberto Weretilneck asumió ayer como vicegobernador. Es el primer cipoleño de la historia en ocupar ese cargo. Afirmó que hay algunos parlamentarios radicales que le tendrán "que pedir perdón a Dios".

El saliente intendente de Cipolletti aseguró que reciben un Estado "ausente, deslegitimado, ineficiente y, en algunos casos, con una corrupción sistémica".

Viedma (Enviados especiales) Alberto Weretilneck se convirtió ayer en el primer cipoleño en ser vicegobernador de la provincia y asumió como presidente de la Legislatura de Río Negro para el período 2011-2015.
La histórica jornada comenzó a las 10, con una sesión realizada en un colmado recinto. Allí se dieron cita 23 de los legisladores salientes y las autoridades de la cámara, presididos, hasta ayer, por Bautista Mendioroz.
En medio de una gran ovación entraron los nuevos parlamentarios que ocuparon las 46 bancas. Cinco de ellas pertenecen a los cipoleños Jorge Barragán, Viviana Pereira y Norma Dellapítima (Frente para la Victoria), Marta Milesi y Matías Gomes (Concertación).
Acto seguido hizo su entrada el flamante vicegobernador, quien avanzó saludando a la militancia hasta encontrarse con Mendioroz, que le tomó juramento.
Ya en su nuevo cargo, Weretilneck llamó uno por uno a los nuevos legisladores para concretar la jura y así dejar formalmente conformada la nueva cámara.
 
 "Deben pedir perdón"
Luego de haber finalizado con las formalidades de la ocasión, Weretilneck se dirigió al pueblo rionegrino haciendo un balance de lo que fue la gestión radical en la provincia y remarcando cuál será la forma de trabajo del nuevo gobierno.
En ese sentido, aseguró que el de ayer fue "un hecho histórico; trascendente para la vida institucional de la provincia".
Señaló que "treinta años ha sido suficiente tiempo para haber dejado una provincia mejor de la que nos dejaron los militares en 1983". En ese punto indicó que, sin embargo, "el Estado rionegrino se quedó sin banco, sin empresa eléctrica, teniendo mar se quedó sin puerto, y prácticamente sin empresa vial, todas cosas estatales que fueron desapareciendo".
Entre las cosas negativas de estos 28 años de radicalismo al frente de los destinos de los rionegrinos, el vicegobernador agregó, además, a la fruticultura, con "más de 4.000 productores que abandonaron las chacras" y la ganadería, que "perdió millones de cabezas de ganado en los últimos 20 años".
Pero las críticas hacia la UCR lejos quedaron de detenerse allí, y sobre el final de su discurso, el ex intendente de Cipolletti arremetió con todo: "Los próximos cuatro años van a ser muy difíciles para los legisladores de la oposición, muchos de los cuales, cuando les tomé juramento, juraron por Dios. Tantos pecados han cometido que tendrían que confesarse y pedirle perdón a Dios y al pueblo".
Esta intervención despertó el júbilo de la parcialidad del Frente para la Victoria, que había colmado las gradas de la Legislatura. Entre cánticos, gritos e improperios, por unos minutos, el blanco de la gran mayoría de los presentes fueron los legisladores de la Concertación para el Desarrollo.
A su vez, el vicegobernador hizo un especial hincapié en la forma en la que hoy toman al Estado provincial, el cual se encuentra "ausente, deslegitimado, ineficiente y en algunos casos con una corrupción sistémica".
Al respecto, agregó que "en treinta años nunca supieron construir un proyecto de provincia", lo que consideró "un despropósito".
 
La gestión que viene
De cara al nuevo período que comenzó ayer, el vicegobernador manifestó que el nuevo Estado va a ser "justo, democrático y respetuoso de la constitución y las leyes; un Estado planificador, integrador y fundamentalmente articulador".
Asimismo, aseguró que todos los intendentes rionegrinos tendrán en Carlos Soria y en él a "los socios ideales que los acompañarán día a día".
Con respecto al Poder Legislativo, indicó que se manejarán de manera austera y que formarán parte de la política de transformación que propone el gobernador. "Practicaremos la democracia interna, para que la oposición también pueda plantear sus ideas y proyectos, pero no se aprobarán leyes que no se puedan cumplir", afirmó.
En tanto, como era de esperar, remarcó "la total y absoluta pertenencia al proyecto nacional encabezado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner".

Apostillas de una jornada histórica

Grave error de Protocolo
Llamó la atención de los presentes en la Legislatura y de los televidentes que siguieron la asunción de las nuevas autoridades del Parlamento que el nombre del flamante vicegobernador estuviera mal escrito en el cartelito que llevaba sus datos.
“Alberto Eduardo WERETILNECK PRESIDENTE”, decía la inscripción. Sin embargo, el segundo nombre del saliente intendente de Cipolletti es Edgardo.
Un tirón de orejas para el personal de Protocolo, que arrancó esta gestión legislativa con el pie izquierdo.

En familia
El vicegobernador Alberto Weretilneck vivió un día que seguramente lo marcará en su vida y en su carrera política. Y, tal como lo ameritaba la jornada, estuvo acompañado en todo momento por su núcleo familiar más cercano.
Su esposa y sus hijos estuvieron en la primera fila del palco aplaudiendo y alabando las intervenciones del ex intendente. De igual modo, pero con más emoción aún, quien siguió el acto con atención y con los ojos desbordantes de lágrimas, fue el orgulloso padre del vicegobernador, Osvaldo Weretilneck.


Pocas luces para las vallas
A pesar del importante despliegue de las fuerza de seguridad, que desde temprano poblaron las calles de Viedma, lo llamativo fue el vallado utilizado para cortar el tránsito.
A falta de otra solución, la calle Saavedra fue cortada con tres ladrillos, bastante mal tratados, sobre los cuales se dispuso un trozo de madera.

Apresurado por jurar
Algunos de los legisladores que asumieron ayer, en el momento de la jura optaron por ir más allá de las tradicionales palabras de jura.
Entre ellos se destacó Susana Dieguez, quien juró por la patria y por la memoria de los 30 mil desaparecidos. Por su parte, Silvia Horne y Martín Doñate recordaron a su líder partidario Néstor Kirchner.
César Díaz no quiso ser menos y juró por "la memoria de los compañeros caídos, por los derechos de los pueblos originarios y por la justicia social". Asimismo, la cipoleña Viviana Pereira hizo lo suyo por "los que dieron la vida por una política libre, justa y ciudadana".
Pero la jura más particular, y risueña a la vez, la dio un apresurado e impaciente Roberto Vargas, quien dijo "juro" cuando apenas comenzaba la introducción del presidente de la cámara. Esta situación fue aplaudida y festejada por la concurrencia, aunque a Vargas le cambió el tinte pálido de su rostro por un rojo abordonado.

Militantes valletanos

Antes de las 8 de la mañana, a más de dos horas del comienzo de la sesión, las puertas de la Legislatura ya contaban con un particular colorido. Y es que militantes del Frente Grande y del Movimiento Patagónico Popular, se habían apostado allí para seguir los pormenores de la jornada. Cuatro colectivos provenientes del Alto Valle descargaron a sus pasajeros en el lugar. Minutos más tarde, con la llegada del Movimiento Evita y La Cámpora, la calle fue propiedad exclusiva de los militantes del FpV.
 

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario