El clima en Cipolletti

icon
Temp
36% Hum
LMCipolletti

Habitantes de la nueva toma esperan reunirse con Baratti

La dirigencia del asentamiento ya solicitó una audiencia con el intendente en busca de soluciones.

El encuentro se produciría hoy o mañana. La familia propietaria también tendría interés en hablar con el jefe comunal.

Los participantes de la nueva toma ubicada junto al barrio Costa Norte están dispuestos a permanecer en los terrenos ocupados y ya han hecho gestiones para tener una reunión con el intendente Abel Baratti. También se comunicaron con las autoridades municipales integrantes de la familia Lizarriaga, propietaria del predio, igualmente en procura de ser escuchados.
El jefe comunal adoptará una posición oficial en cuanto a las audiencias solicitadas por las partes enfrentadas entre hoy y mañana, según informó ayer el secretario de Gobierno municipal, Darío Bravo.
El funcionario precisó que el Municipio fue alertado de la ocupación el mismo día sábado en que se produjo el hecho. De inmediato, la comuna traspasó el reclamo de los propietarios a la Justicia, para que tomen intervención en sus planteos y requerimientos.
Todo indica que el surgimiento de un nuevo asentamiento irregular en Cipolletti seguirá el mismo camino que el de otros existentes en la ciudad, donde se han judicializado muchas de las tomas. En el caso de Barrio Obrero A, la más grande de todas, existe incluso un fallo que impulsa el desalojo de los habitantes.
El secretario Bravo dijo ayer que será el propio Baratti quien determine los pasos que transitará el Municipio en este nuevo caso, entre ellos, si se decide intervenir o no en la búsqueda de una solución o entendimiento entre las partes.
Por ahora, la situación parece no tener retorno, por lo menos, en relación a los ocupantes. Marcos Rojo, delegado del sector, fue categórico ayer en cuanto a que la única alternativa para que las casi 100 familias radicadas en la toma se vayan “es que nos entreguen en mano las carpetas de viviendas a las que nos podamos ir a vivir. Como sabemos que esto es imposible, vamos a seguir acá para siempre”.
El dirigente manifestó que hasta ayer no se habían apersonado ni representantes de la Justicia ni de las personas que reclaman la propiedad del inmueble ocupado.
Refirió haberse comunicado con Bravo para conseguir una audiencia con el intendente y dijo que los participantes de la toma se están dedicando actualmente a limpiar las tierras que “eran un basurero cubierto de yuyos”.
Aseguró también que los ocupantes han decidido tomar como referencia la forma de organizarse y trabajar para el trazado de lotes, calles y espacios públicos que se implemente en el asentamiento Nuevo Ferri, uno de los de más prolijos y cuidados de la ciudad.
En Cipolletti existe una veintena de asentamientos y barrios viejos todavía irregulares en torno a los cuales se esperan definiciones.
El problema de la tierra y la vivienda, tras muchos años sin abordar en forma integral, se ha transformado en un asunto candente. Según Rojo, entre los sectores de Costa Norte, 2 de Agosto y la nueva toma, todos muy cerca, todos sin regularizar, suman unas 900 familias.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario