El clima en Cipolletti

icon
Temp
73% Hum
LMCipolletti

Empezó el Año Nuevo judío

La comunidad hebrea de Cipolletti y la región empezó ayer las celebraciones del Rosh Hashaná, el Año Nuevo judío, que corresponde al 5.770 en su contabilidad del tiempo. La conmemoración se extenderá hasta el domingo, pero el ciclo completo de festividades tradicionales se extenderá por diez días, hasta el Día del Perdón, el Yom Kippur.
El recibimiento del Año Nuevo de la colectividad se efectuó ayer por la tarde, ya que según sus ritos y costumbres, los días empiezan a contarse con la aparición de las primeras estrellas y concluye con la puesta del sol. En esta ocasión, el Rosh Hashaná ha coincidido, también, con el Shabbat, es decir, con el día de descanso para los hebreos, que corresponde al sábado.
Durante las ceremonias por el nuevo año, los judíos hacen sonar el shofar, un cuerno de carnero que, al modo de una trompeta, se utiliza en actividades religiosas y tradicionales de la comunidad.
Hernando Grosbaum, presidente de la delegación de la DAIA de Neuquén y Cipolletti, expresó que el festejo del Rosh Hashaná no solamente tiene un carácter festivo sino también un fuerte contenido de reflexión, ya que, según la religión judía, Dios observa, para estas fechas, la conducta que han tenido las personas en el año que se va para definir cómo será el año que se inicia. De allí la trascendencia del arrepentimiento sincero de cada uno, que puede operar favorablemente entre Rosh Hashaná y Yom Kippur.
Las actividades se cumplieron ayer en las instalaciones de la colectividad de calle Yrigoyen. Para estas celebraciones, por tradición los hebreos suelen consumir manzanas bañadas en miel, pues la dulzura se considera de buen augurio para el tiempo que vendrá. Los oficios religiosos los hace un rabino o, a falta de este, los puede llevar adelante un jazán, es decir un oficiante.

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario