El clima en Cipolletti

icon
23° Temp
21% Hum
LMCipolletti

El gobernador presidió el acto en la Escuela de Suboficiales

La ceremonia se realizó hoy en Cipolletti. Fue parte también el jefe de la Policía de Río Negro, Fabián Gatti.

Cipolletti.- El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, dejó formalmente inaugurado hoy el ciclo lectivo de la Escuela de suboficiales de la Policía de Río Negro, en la ciudad de Cipolletti.

En este marco, el Mandatario aseguró que “desde el gobierno provincial nos propusimos incorporar mil agentes más a la policía, para recuperar lo que no se dio en la última década en cantidad de efectivos”.

 

Del acto participaron el ministro de Gobierno, Luis Di Giácomo, el de Educación y Derechos Humanos, Marcelo Mango, la secretaria de Seguridad y Justicia, Martha Arriola, el jefe de la Policía, Fabián Gatti, el subjefe de Policía, Roberto Stupniki y la Plana mayo de la Policía.

 

También estuvieron presentes el intendente local, Abel Baratti, legisladores provinciales e intendentes de la zona y autoridades de Prefectura Naval Argentina.

 

El ciclo lectivo inició con la presencia de más de 360 alumnos de las escuelas de Allen, General Roca y Cipolletti.

 

El mandatario provincial destacó en la oportunidad que “este año es un año particular para la Policía de Río Negro, que se vivenciará como un proceso de transformación. Un proceso que comenzó el año pasado, no sólo en cuanto a estructura y la incorporación de materiales, sino también de transformación en lo que respecta a capacitación en la educación policial”.

 

“En la última década en función al sistema de retiro en la Institución, por año se retiraban entre 220 y 260 policías, y en las escuelas ingresaban cerca de 440 aspirantes. Es decir que en realidad se incorporaban a la Policía alrededor de 200 policías por año”, indicó.

 

“Sin embargo, en función al crecimiento poblacional, los municipios se hicieron cada vez más grandes, sumado a la complejidad del delito, esta proporción de nuevos policías no alcanzaba”, agregó.

 

“Cuando íbamos a las ciudades y pueblos y hablábamos con los vecinos y jefes policiales, en todos era común el pedido de más policías. Esto obligaba que los policías tenían más carga horario, debían esforzarse más, arriesgando su vida en un sin número de situaciones y tampoco damos prevención de calidad”, detalló el Mandatario.

 

“Desde el gobierno provincial nos propusimos incorporar mil agentes más a la policía, para recuperar lo que no se dio en la última década en cantidad de efectivos”, sostuvo.

 

“Este año tenemos 2200 aspirantes, una cantidad importante, permitiendo que los jóvenes puedan estudiar cerca de sus hogares, puesto que inauguramos varias escuelas en distintos puntos de la provincia. Y en función a los resultados, estamos convencidos que fue una decisión acertada, logrando que los jóvenes vean en la institución policial un lugar apreciado, querido y digno para trabajar”, agregó.

 

“Es bueno aclarar también que los problemas de seguridad no se solucionan sólo con más efectivos policiales, con más seguridad social, con ordenanzas municipales, con una Justicia eficiente y con la modificación de leyes que estamos llevando adelante en la provincia”, aseveró.

 

Con respecto a la incorporación de nuevos móviles, Weretilneck adelantó que ”ya fueron emitidas a Buenos Aires las órdenes de compra para adquirir 197 móviles, entre vehículos, motos, cuatriciclos y camionetas. Esto se suma a la incorporación del equipamiento necesario que estamos llevando adelante”.

 

“Quiero agradecerles la decisión que tomaron de incorporarse a la fuerza policial, porque ser policía es más que un trabajo, es una vocación, es una vida de esfuerzo, muchas veces con privaciones y sacrificios, que implican hasta la misma vida”, dijo.

“Con su uniforme policial, ustedes con responsabilidad y seriedad representan al Estado, deben ser ejemplo como institución, y es lo que pretendemos con la institución policial”, sostuvo.

Finalmente, Weretilneck se refirió a los familiares del trabajador municipal José Maciel, que falleció al explotarle una bomba colocada en las afueras de la Escuela formación Policial en Cipolletti.

 

“Una bomba que iba destinada a otro u otros, y que se llevó la vida de este trabajador municipal. Por él y por todos los casos de víctimas de inseguridad y violencia irracional pido justicia y digo no a la impunidad”, concluyó.

 

¿Qué te pareció esta noticia?

0% Me interesa
0% Me gusta
0% Me da igual
0% Me aburre
0% Me indigna

Dejá tu comentario