El clima en Cipolletti

icon
28° Temp
23% Hum
LMCipolletti

Con la casa patas para arriba

Cipolletti perdió con Juventud, último de la tabla, 5 a 4 en un partido de desarrollo cambiante y plagado de yerros defensivos, goles e incertidumbre en cuanto al resultado. Pese a todo, sigue puntero.

La apertura del marcador llegó a los 55 segundos de partido con un potente remate de Giamarchi que terminó marcando dos en La Visera.

Sorpresa mayúscula en La Visera con la derrota de Cipolletti 5 a 4 ante Juventud de Pergamino, en uno de los partidos nocturnos que cerró la 14ª fecha de la zona 1 en el Torneo Argentino A.
El último de la tabla le dio al puntero un cachetazo deportivo ante su gente que a los 55 segundos, con el gol de Diego Giamarchi, abrió el marcador.
La igualdad inmediata por intermedio de Oscar Padua a los dos minutos pareció poner las cosas en orden para el dueño de casa que, impulsado por esa reacción inmediata, logró dar vuelta el resultado parcial con un lindo cabezazo de Manuel Berra a la salida de un tiro de esquina cuando el reloj marcaba 11.
En pocos minutos ya había promesa de partidazo en el Alto Valle rionegrino y Juventud sintió el impacto. Fue el momento más propicio del albinegro en el trámite porque tuvo las situaciones necesarias para ampliar y ganar tranquilidad.
Algunas de Padua, otros buenos desbordes de Mario Avila que fue desequilibrante y hasta un fortísimo remate de Berra desde afuera del área pudieron simplificar definitivamente la noche.
Sin embargo, el tercero no llegó y el visitante lo empató en un centro que se ensució dentro del área con varios rebotes y encontró a Fernando Guido adentro del área chica para ajusticiar a un indefenso Raúl Ruiz a los 24.
Pablo Costi y toda la defensa local sufría horrores ante la velocidad y movilidad de Pablo Quiroz que a los 31 fue profundo por la derecha, se filtró hasta el fondo de la cancha y mandó un buen centro atrás para el gol de Sebastián Fontana.
Los técnicos sufrían en los bancos ante tantos conflictos defensivos, la zona media de la cancha era apenas un lugar de tránsito para la pelota que iba de un lado al otro, pero espectáculo resultaba atractivo, apasionante, con muchas situaciones sobre los arcos.
Si algo le faltaba a la primera mitad para el reto enérgico de Domingo Perilli en el vestuario fue el cuarto grito «celeste». Ruiz intentó salir a cortar un avance de Alexis Bulgarelli, pero quedó a mitad de camino y el delantero lo advirtió a tiempo para superarlo con un largo envío sobre el cuerpo del «1» que quedó lejos de la pelota como para evitar el gol.

Movió lo táctico
Manuel Gutiérrez fue auxilio desde el primer minuto del complemento como enganche clásico. Salió Marcos Carrasco y la apuesta del abinegro fue arrinconar al rival.
César Medina descontó a los dos minutos y entusiasmo a los hinchas con la remontada. Pero el penal de Roberto Muñoz en una jugada de tiro libre le dio la posibilidad a Giamarchi de estriar nuevamente la cuenta a los 37.
Avila, de partido interesante en lo personal, marcó su gol a los 44 y le dio una vida más al local en el largo descuento. El ánimo de algunos plateístas se exasperó en el cierre por el tiempo que los jugadores de Juventud intentaron ganarle a cada acción de roce y el empate heroico se esfumó como una ilusión.
La clasificación asegurada y el buen andar de Cipolletti afuera de casa le quitarán dramatismo al análisis semanal de esta nueva caída, pero la señalar de alerta ya está encendida en La Visera por las dificultades evidentes que ha encontrado el equipo en la temporada para imponerse futbolísticamente como local. Anoche, ante un esquema poco mezquino de los bonaerenses, que jugaron de igual a igual en varios pasajes, ganaron y marcaron cinco goles en el arco rionegrino.

No se acercó nadie a la punta

Lo único positivo para Cipolletti en la fecha fue que ninguno de sus perseguidores inmediatos en la tabla de posiciones logró ganar.
Huracán cayó en Tres Arroyos contra Villa Mitre por 1 a 0 y Santamarina igualó en Mar del Plata sin goles ante Unión en cancha de Kimberley. Maximiliano Cantoni marcó el único gol en casa del «Globo».
Con estos resultados, lo que se ha puesto muy peleado es la luchar por ingresar a la segunda ronda del Apertura en el segundo y el tercer lugar del grupo 1 porque el que sí logró sumar a de tres fue Rivadavia, en Lincol, ante Brown de Puerto Madryn por 2 a 0.
El próximo fin de semana, el albinegro deberá volver a jugar como visitante y será en Tandil contra Deportivo Santamarina.

Dejá tu comentario